Artículos

DISTANCIAS. SOBRE «NO DOMINION» DE FIORELLA ANGELINI

«No dominion» es un video realizado por Fiorella Angelini (Chile, 1990) que establece un cruce entre el género del paisaje y los modos de habitar el tiempo y el espacio en un contexto inédito de confinamiento como el que vivimos. Una especie de poética que utiliza como soporte textual el formato del video. […] Cuando las estructuras de visibilización y circulación del arte contemporáneo se encuentran en suspenso, es una buena oportunidad para preguntarnos por aquello que valida y legitima al arte. ¿Queremos preservar las lógicas de recorrido arquitectónico espacial en una pantalla?

CARLOS SALAZAR-LERMONT Y LA URGENCIA DE NOMBRAR LO QUE SOMOS

Así como la cara interna de la manta refleja su calor en contacto con el cuerpo, mientras el individuo migrante busca constantes puntos de fricción con otros, se reconoce mejor en su reflejo. En este proceso, lograr que Occidente se reconozca también en la figura del otro es el objetivo de obras como las presentadas por Carlos Salazar-Lermont, en las que una interacción efímera pero contundentemente sensible, es más fuerte que cualquier alambrada en una frontera de paso.

ARTE AL FONDO, O NUEVAS PRÁCTICAS DEL HOGAR

Creo ciegamente, que esa responsabilidad de tomar una pausa, de repensar todas las direcciones, de valorar todo aquellos que está fuera del marco de representación y es invisibilizado en los medios dominantes, es en gran medida de los artistas. A quienes, a pesar del confinamiento, deberían asegurárseles las condiciones para seguir produciendo y construyendo otras formas de agenciamiento y de colectividad en la situación actual.

LUZ SOBRE LUZ: LA CENSURA A DELIGHT LAB

La historia de la censura es tan extensa como la historia del arte o, más bien, de las expresiones. Desentrañar su naturaleza no es el objetivo de esta breve reflexión, sino más bien situarla en este caso particular y encontrar luces en sus efectos comunicacionales. Luz sobre luz en una oscura noche de cuarentena general, que recordaremos como el día en que desconocidos (hasta la fecha) no quisieron que fuese legible una palabra.

Luis Brito, Sin título, de la serie "Los desterrados", 1975/76. Cortesía: Fundación Luis Brito y Carmen Araujo Arte, Caracas

LUIS BRITO: VARIACIONES SOBRE LA TOPOGRAFÍA DE LOS CUERPOS

Luis Brito es un cronista visual que recoge en su observación un mundo de imágenes, de apareceres, y sus obras se integran al mundo como un conjunto de “ensayos” en los que reflexiona críticamente acerca de la realidad que le toca experimentar, y lo hace cuidando su dimensión estética así como la exactitud de sus composiciones y tonalidades, de sus claroscuros, que además están vinculados explícitamente a referencias políticas, históricas y populares.

Graciela Iturbide, Mexico City, 1969–72. Impresión en gelatina de plata. Colección de Daniel Greenberg y Susan Steinhauser. Cortesía de la artista © Graciela Iturbide y Museum of Fine Arts, Boston

HAY TIEMPO. GRACIELA ITURBIDE EN EL ENCIERRO

En la pared a la izquierda del libro de visitas, había una reproducción de la fotografía Ciudad de México (1969), en la que una mujer sentada observa la calle con los ojos cansados y un shot de tequila en la mano. Detrás de la mujer, hay un mural de una calavera. En las cavidades de los ojos y la nariz de la calavera se ven el cuarto de un hospital, la habitación de un hotel y una tumba con un crucifijo encima. Iturbide cuenta que la mujer era de cera y la habían colocado allí para promocionar el Museo de Cera de la Ciudad de México, unas cuadras más adelante del lugar de la foto. Pero a los ojos del espectador la mujer es de carne y hueso, vive, y junto a ella está la muerte, en la cama del hospital, en el hotel, en el cementerio, silenciosa. Mientras yo aventuraba razones para la mirada cansada de la mujer, la muerte se instalaba en las salas de urgencia del Elmhurst Hospital en Queens, Nueva York. Un porcentaje altísimo de los cadáveres tendrían los ojos redondos y negros de la mujer de cera de Iturbide o el cabello negro, lacio, de los hombres que suben y bajan incesantemente en las construcciones del centro de DC.

Bárbara González, 25 de abril 2020, en Desconciertos en Cuarentena de PAM

CUERPOS, FLUJOS Y CONTACTOS EN EL MUNDO DIGITAL. PANDEMIA MUNDIAL Y BIO-TECHNOPOLÍTICA

«Este es el reflejo de una sociedad orientada a la distancia social, al simulacro, a la negociación de sus intercambios, contactos, roces y flujos; y todo esto sucede bajo el amparo de corporaciones que incentivan la articulación de la individualidad a través del consumo. Esta es la superestructura en el mundo digital y en ese sentido nos preguntamos, quiénes poseen los medios de producción de esta superestructura ¿Son realmente los que poseen el control sobre su contenido? ¿Hasta qué punto estamos entregando el control sobre nuestra individualidad y fuerza laboral?»

“MONUMENTOS HORIZONTALES”, DE MIGUEL BRACELI. UNA MEMORIA DEL FUTURO

Braceli parece echar luz nuevamente sobre Juárez, lo desnaturaliza derrumbando el homenaje, pero construyendo, en ese derrumbe, una representación metafórica y a escala de aquello que Juárez representa. Y el carácter efímero de este obelisco yaciente se proyecta a futuro apoyándose en la firmeza de los materiales constitutivos del obelisco vertical, pero inscribiéndose en una noción presencial y vivencial de la memoria colectiva.

EXPOSICIONES EN CHILE: PERMANENTES VS. TEMPORALES

«Sería una lástima que la cantidad actual de exposiciones temporales se redujera para dar lugar a las exposiciones permanentes. Es necesario que haya más espacios para acomodar la rica producción artística. Pero, dado el poco valor que el gobierno de Chile atribuye a la cultura, es probable que esta opción no sea viable en un futuro cercano. Las entidades privadas podrían intervenir. Sin embargo, aún más importante que los aspectos prácticos, es contar con un amplio sentido de apreciación del ‘arte de aquí'».

Enio Iommi, Tres formas espaciales (1965), escultura de acero inoxidable. Donada por el artista al Museo de la Solidaridad. Colección MSSA. Imagen: Archivo Enio Iommi.

UNA REVISIÓN AL PRIMER CONJUNTO DE ESCULTURAS DEL MSSA A 48 AÑOS DE SU DONACIÓN

El objetivo principal de esta investigación ha sido la escritura de fichas razonadas de cada obra para la realización de un futuro Catálogo Razonado específico de esta disciplina, cuya colección, conformada de 146 piezas escultóricas, representa alrededor del 5% del total de obras donadas por más de mil artistas nacionales e internacionales a lo largo de los tres periodos históricos del museo, cuyo aniversario se celebra el presente mes: Museo de la Solidaridad (1971-1973), Museo Internacional de la Resistencia Salvador Allende (1975-1990) y Museo de la Solidaridad Salvador Allende (1991-hoy).