teatro

LILIANA PORTER Y ANA TISCORNIA: TEATRO DE PRIMERA MANO PARA TIEMPOS NUEVOS

Al inicio de la cuarentena global, las artistas Liliana Porter (Buenos Aires, 1941) y Ana Tiscornia (Montevideo, 1951) tuvieron la iniciativa de hacer una obra de teatro digital que explora las posibilidades artísticas y los límites de la producción en el encierro.
La propuesta fue producida y editada por actores y actrices argentinos en Buenos Aires, dirigida a distancia, y editada en tiempo record. Es un ejemplo de la creatividad bajo constricciones de la pandemia del coronavirus, y un ensayo de la experimentación con la condición del relato, la cesión de autoría y la función de la imagen fetiche, de la obra de las dos artistas sudamericanas radicadas en Nueva York.

RAÚL MIRANDA: “ME GUSTA EL PREFIJO TRANS. ES NOMÁDICO E HÍBRIDO”

Raúl Miranda (Chile) es un artista multifacético, con obras que van desde teatro y cine, hasta artes visuales o performance. Académico e investigador, estudió diseño teatral y artes visuales, con especialidad en grabado, y como él mismo dice en su biografía, su trabajo es «un desplazamiento permanente y una fusión de los códigos contemporáneos de las artes visuales». Artecapital, en alianza con Artishock, lo entrevistó a propósito de los proyectos que actualmente le ocupan.

"El viaje de Monalisa", de Nicole Costa, fotograma de película.

“EL VIAJE DE MONALISA”: MULTILINGÜISMO, TEXTUALIDAD Y PERFORMANCE EN TRÁNSITO

Fluctuando entre el género documental y la ficción, es decir, entre imágenes de archivo, imágenes capturadas por la cámara y otras construidas para ella, Costa nos invita a conocer no sólo la vida de Iván Monalisa mediante la alegoría de su viaje. Más precisamente, es ese viaje y la poética y temporalidad del documental los que nos invitan a pensar el mundo desde el tejido continuo entre la empatía, el lenguaje, la amistad, la adicción, la subjetividad, el humor y la representación.

Vista de "Cuatro Actos", un proyecto multimedia de Tania Candiani, en Espacio Odeón, Bogotá, 2018. Foto cortesía de la artista

Cuatro Actos de Tania Candiani

Mientras que en la puesta en escena teatral el telón cumple la función de ocultar y negar los mecanismos que la construyen, en «Cuatro actos» Tania Candiani (Ciudad de México, 1974) propone usarlo como una herramienta para develar todos los elementos que componen el proyecto. En lugar de presentar una obra “lista” para ser vista, Candiani plantea la exposición como un proceso de trabajo progresivo en el que se hacen evidentes los sistemas de interdependencia que construyen un discurso o una acción.