La artista chilena Voluspa Jarpa (Rancagua, Chile, 1971) representará a Chile en la 58ª Bienal de Arte de Venecia, a realizarse entre mayo y noviembre de 2019, con el proyecto titulado Altered Views, que cuenta con la curaduría del español Agustín Pérez Rubio, quien hasta hace poco fuera el Director Artístico del Malba, en Buenos Aires.

El proyecto fue sometido a un concurso público –una modalidad que pocos países han implementado para los envíos nacionales a la Bienal de Venecia- promovido por el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio de Chile.

El jurado del concurso, integrado por Adriana Valdés, Nury González, Valentina Montero, Fernando Prats, Luis Camnitzer, Sharon Lerner y Ticio Escobar -este último ganador de la última versión del Pabellón de Chile con la obra Werken, de Bernardo Oyarzún-, dio hoy como ganadora la propuesta de la dupla Jarpa-Pérez Rubio, tras la revisión de los otros siete proyectos preseleccionados.

Planteado como un ejercicio de decolonización, Altered Views se basa en la experiencia de la artista de haber revisado los archivos secretos de organismos norteamericanos sobre América Latina durante el siglo XX. A partir de estas investigaciones, Jarpa se pregunta “cómo se configura la mirada modernista, eurocentrista y colonial que luego se expande a Estados Unidos, y que construye el menosprecio simbólico que se impone como sometimiento político, cultural y económico en las regiones no eurocéntricas”, según reza el proyecto.

Para esto, la obra propone rescatar conceptos acuñados desde una perspectiva eurocéntrica que den luces sobre esta violencia con la que se reduce el mundo a un modelo expansionista, desarrollista y hegemónico, a la vez que pretende reponer algunos eventos europeos sobre raza, género y organización del poder proyectados sobre los otros no-europeos.

“La historia es un territorio simbólico en disputa, porque es donde el pensamiento hegemónico se sostiene y donde se estructura el poder. Desde mi punto de vista estético, investigativo y creativo, he buscado las fuentes que expliquen y visibilicen esa disputa, y despejen los hechos. Annah Arendt decía: ‘la verdad de la historia se refiere a la verdad de los hechos’. Podría agregar que esa verdad de los hechos no da lugar a especulaciones, debemos aprender a lidiar con lo que sucedió y cómo sucedió, para que, a partir de ello, disputemos el por qué sucedió”, dijo Voluspa Jarpa a Artishock.

Altered Views busca, en definitiva, resituar la mirada desde el exotismo del colonizado hacia lo exótico que hay en el colonizador, a través de la revisión y selección de hechos históricos que reúnan conceptos con los que fueron definidas las colonias: raza y mestizaje, sujetos masculinos subalternos, canibalismo, imperialismo, concepciones de género, civilización y barbarie, y las relaciones de conflicto entre monarquía y república.

La materialización de esta investigación será a través de documentos, pinturas, caricaturas, documentales y fotografía, entre otros soportes y medios.

“Las mujeres, y más bien lo femenino, hemos entendido muy bien de qué se trata la hegemonía y podemos empatizar con todos los subalternos, incluido los masculinos subalternos. Desde ese lugar podemos señalar y construir narrativas que sean una afrenta a los sistemas de control. De eso se trata el proyecto Altered Views para Venecia”, concluye la artista.