Skip to content

GELES CABRERA: MUSEO ESCULTÓRICO

Americas Society presenta Museo Escultórico, la primera exposición individual en Estados Unidos dedicada a la artista mexicana Geles Cabrera, pionera de la escultura en México. Curada por Aimé Iglesias Lukin, directora y curadora en jefe de Artes Visuales de Americas Society, y las curadoras asistentes Tie Jojima y Rachel Remick, esta presentación inédita se compone de unas 50 esculturas creadas a lo largo de sus más de 70 años de carrera.

Las obras revelan el interés de la artista por la figura femenina y su experimentación con materiales diversos, como roca volcánica, bronce, terracota, papel maché y plexiglás moldeado. Situadas estilísticamente entre la abstracción y la figuración, estas formas humanas remiten al trabajo, la maternidad y las relaciones humanas.

“A lo largo de su carrera, Cabrera ha utilizado la figura humana para revisar el lenguaje formal del cuerpo, inspirada en una amplia variedad de fuentes, desde el arte precolombino hasta la escultura modernista y la danza contemporánea”, explica Aimé Iglesias Lukin. “Esta exposición es una oportunidad, que llega años tarde, para apreciar su amplia y prolífica trayectoria, y esperamos que permita repensar la historia del arte a través de la voz de una poderosa artista que, literalmente, logró esculpir un espacio para sí misma”.

Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez
Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez

Nacida en la Ciudad de México en 1926, Cabrera estudió arte en la Academia Nacional de San Carlos y en “La Esmeralda”, en México, así como en la Academia de San Alejandro en La Habana. En aquella época, entre las décadas de 1930 y 1940, la pintura y el muralismo habían alcanzado prominencia como los principales medios del ‘estilo nacional mexicano’, mientras que la escultura había quedado un tanto relegada.

Además, la escultura era practicada casi exclusivamente por artistas hombres. Por lo tanto, la decisión de Cabrera de centrarse en la escultura y representar formas femeninas en una amplia variedad de condiciones y posturas era algo inusual. En sus obras, las figuras exhiben rasgos codificados como femeninos, como el cabello largo y los senos, al tiempo que conservan su distintivo estilo abstracto.

Cabrera alcanzó el éxito en la década de 1950 junto a la Generación de la Ruptura, un grupo de artistas mexicanos que se apartó de los legados del muralismo. Las formas humanas que caracterizaban su escultura en ese entonces se alinearon con cambios en el arte mexicano que se alejaban de la representación y el nacionalismo -centrados en el muralismo-, para encaminarse hacia la abstracción y el individualismo.

Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez
Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez
Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez

Esta muestra se origina cuando Iglesias Lukin realiza un viaje a la Ciudad de México y queda cautivada con una exposición sobre la obra de Geles Cabrera en el Museo Experimental El Eco, curada por el artista mexicano Pedro Reyes, quien se ha dedicado a promover su trabajo y legado. “La exposición fue impactante”, recuerda. “Los cuerpos esculpidos parecían figuras tomando el sol en el patio, conversando entre sí, desdeñosas del paso del tiempo y de su lugar —o falta de lugar— en la historia del arte”.

En sus 95 años de vida, Geles Cabrera ha sido artista, bailarina, esposa, madre de cinco hijos, maestra de secundaria y directora y fundadora de su propio museo. “Al asumir la mayoría de estos roles, tuvo que labrarse un espacio más allá de las expectativas sociales para las mujeres”, explica la curadora. “Pero moldear y dar forma al espacio es su especialidad; después de todo, se la conoce como la ‘primera mujer escultora’ de México”.

En 1966, la artista funda el Museo Escultórico Geles Cabrera en su casa en Coyoacán. Lo financió y dirigió por 40 años. Quería compartir su obra la comunidad. “En un acto de ingenio, Cabrera ideó un antídoto contra la exclusión que ha sufrido la mayoría de las artistas mujeres de su generación”, dice Iglesias Lukin. El museo era además una estrategia de autorrepresentación, una forma de narrar una historia de la escultura desde lo autobiográfico, así como un espacio que le permitiría compatibilizar la maternidad con la creación artística.

“Algunos criticaron la fundación de su propio museo como un proyecto vanidoso (lo que quizás era una forma de sexismo velado). Propongo, en cambio, que fue la manera que tuvo Cabrera de crear su propio espacio para exhibir su obra, fuera de los paradigmas y expectativas del mundo del arte mexicano”, asevera Rachel Remick.

En la década de 1970, Geles Cabrera trabajó con sus colegas Ángela Gurría, Juan Luis Díaz y Mathias Goeritz para crear arte público. Su prolífica carrera abrió el camino para otras mujeres en la escultura. “Como mujer escultora, Cabrera no solo esculpió figuras, sino que también labró un espacio institucional y una historia del arte propia”, dice Aimé Iglesias.

Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez

Tampoco se contentó con solo producir arte. Según Rachel Remick,Geles Cabrera se encargó de archivar su práctica artística y sus logros, no solo creando su propio museo, sino también manteniendo registros meticulosos de su trabajo y exposiciones. De esta forma, documentó su historia en sus propios términos.

A lo largo de su carrera, Geles Cabrera tuvo una concepción única de su trabajo como arte público, como algo para compartir y disfrutar en diálogo con los demás. Su museo se funda bajo esta concepción: un espacio para que sus vecinos vivenciaran su obra de forma gratuita y sin el apoyo de financiamiento externo.

“Aunque el espacio ya no existe hoy, su memoria sigue viva en esta exposición. Estas esculturas están aquí presentes para las nuevas generaciones, las comunidades y vecinos, a miles de kilómetros de donde fueron creadas”, señalaRemick.

Cabrera fue alumna del arquitecto mexicano Alfonso Pallares, quien realizaba talleres de danza experimental en su casa. Con él, practicó la danza morfocromofónica, un género inspirado en su pensamiento arquitectónico, el futurismo y los principios eurítmicos, y que combinaba sonido, color, luz y movimientos improvisados.

Tie Jojima destaca cómo la fascinación de Cabrera por la danza influyó en su trabajo. “Su práctica como bailarina y en el arte público ayudan a iluminar y entender su obra en cuanto a la dinámica entre el cuerpo y el espacio. Consideradas en el contexto de la arquitectura moderna y la danza experimental, sus esculturas negocian la naturaleza afectiva del cuerpo y la ciudad”.

Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez
Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez

Geles Cabrera: Museo Escultórico es la primera de una serie de exposiciones de Americas Society que destacan el legado de mujeres y artistas que se identifican como mujeres, enfocándose en la recuperación de aquellas que previamente no se habían estudiado o se han pasado por alto.

“Es imperativo preguntarnos, como público y dentro del campo de la historia del arte, qué está en juego precisamente en estos actos de la llamada recuperación”, sostiene Aimé Iglesias Lukin. “En 2022, otorgar visibilidad al trabajo ignorado de mujeres artistas es una obligación institucional, aunque lamentablemente todavía no es una norma institucional. Debemos preguntarnos qué significa recuperar a una artista, y en qué medida tal misión de rescate debe mostrar tanto el valor de estas importantes artistas como el fracaso de las instituciones para reconocerlas”.

“Reconocer este fracaso alentaría la humildad institucional, nos prevendría de ver la creciente popularidad de estas artistas como insignias de honor y de consolarnos con la idea de que hemos hecho lo correcto. Las instituciones tienen el deber de ofrecer nuevas vías de representación, sin dejar de ser conscientes de sus limitaciones estructurales a través de una autocrítica constante”.

Geles Cabrera: Museo Escultórico, Americas Society, Nueva York, 2022. Foto: Arturo Sánchez

GELES CABRERA: MUSEO ESCULTÓRICO

Americas Society, Sala de Artes Visuales, 680 Park Avenue, Ciudad de Nueva York

Del 8 de junio al 30 de julio de 2022

También te puede interesar

Aurora Noreña. Parte de la muestra "El que nace tepalcate", en ArtSpaceMexico, Ciudad de México, 2020. Cortesía de la artista

AURORA NOREÑA: EL QUE NACE TEPALCATE

"El que nace tepalcate" es el título de la exposición de Aurora Noreña en ArtSpaceMexico, que reúne un grupo de trabajos que se desprenden de una serie de investigaciones sobre el tráfico de bienes...

REBELDES: LABORATORIO EXPERIMENTAL DE PRÁCTICAS FEMINISTAS

¿Cómo vivir la sororidad en sociedades capitalistas, postcoloniales, discriminatorias y sexistas? ¿Cómo encontrarnos y crear redes a pesar de los privilegios desiguales? ¿Cómo conectar nuestras protestas? Esas fueron algunas de las preguntas que un...