Skip to content

TROIKA Y LA SAL COMO PROTAGONISTA DE LA DOMINACIÓN MUNDIAL

Con un interés particular en la percepción y la experiencia espacial, el colectivo de arte Troika, formado en 2003 por Eva Rucki (Alemania, 1976), Conny Freyer (Alemania, 1976) y Sebastian Noel (Francia, 1977), desafía la experiencia de ver, conocer y reflexionar sobre opuestos aparentemente irreconciliables: naturaleza y tecnología, virtual y real, humano y no humano. En No sound of water, el colectivo transmuta el espacio de <Arte Abierto> en un paisaje hostil y desolado que, si bien se asemeja a un ecosistema ficticio, podría convertirse en realidad por efecto de las diversas acciones humanas destructivas.

Los visitantes encuentran en un espacio compuesto por dos obras reunidas por primera vez en México: la instalación No Sound of Water (2021) y el video de animación Terminal Beach (2020). La primera está materialmente presente hasta el punto de ser incontenible; la otra está confinada al ámbito de la irrealidad digital. Ambas procesan o son procesadas por silicatos, ya sea en forma de sal de mesa o chips de silicio.

Foto: ©Troika. Cortesía: Arte Abierto

¿Qué pasa si, desde hace milenios, la sal ha interrumpido y moldeado deliberadamente la agencia humana al permitir el avance tecnológico, desde la fabricación de la primera herramienta de pedernal hasta la invención del chip de computadora de silicio de hoy en día?

Troika ha decidido no hacer una exposición sobre la sal, sino bajo el pretexto de pasar por, con y por el compuesto químico. El cristal ocupa un lugar central como agente de la evolución cultural, esto es, como el componente crítico de las herramientas sin las cuales la civilización humana no podría haberse desarrollado tal como la conocemos.

No Sound of Water está conformada por una máquina de procesamiento industrial que hace referencia a las tecnologías extractivistas. A través de un canal superior, la estructura funciona como una cascada de sal en movimiento constante, como si se tratara de un reloj de arena infinito, hasta el punto de convertirse en incontrolable: la sal se derrama a través de la sala, se acumulan en las grietas del suelo o incluso en los dobleces de los pantalones de los visitantes.

Con la sal como elemento central, la pieza propone una lectura alternativa en la que este mineral no solo es un elemento de extinción humana y natural, sino la responsable de crear una época basada en la inteligencia no-orgánica y la biología sintética. El mismo título de la pieza hace alusión a la ausencia total de un elemento clave y orgánico como es el agua.

Troika, No Sound of Water, 2021, componentes mecánicos de diseño personalizado, transportador de procesamiento de polvo, motores, controles, sal, 6,5 x 2 x 4 m. Pieza comisionada por Fundación Arte Abierto. Foto: ©Troika. Cortesía: Arte Abierto

Troika, Terminal Beach, 2020, animación por computadora, captura de movimiento personalizada, 4:00 min. Sonido en colaboración con el Dr. Nigel Meredith, British Antarctic Survey. Foto: ©Troika. Cortesía: Arte Abierto

Troika, No Sound of Water, 2021, componentes mecánicos de diseño personalizado, transportador de procesamiento de polvo, motores, controles, sal, 6,5 x 2 x 4 m. Pieza comisionada por Fundación Arte Abierto. Foto: ©Troika. Cortesía: Arte Abierto

El video Terminal Beach se desarrolla en medio de un territorio desolado y empobrecido en donde lo único que se puede ver es el último árbol sobre la faz de la tierra y un brazo robótico que constantemente golpea su tronco con un hacha. La extrañeza de la atmósfera se refuerza con un fondo acústico compuesto por sonidos de rayos, vientos solares y tormentas geomagnéticas, capturadas como ondas de radio por la Prospección Antártica Británica. La metáfora del video es contundente: estamos destruyendo el mundo que nos sostiene y cada avance de la tecnología, el capitalismo y la industria es también un paso hacia la extinción.

No Sound of Water actúa como un paisaje mineral simulado, como una encarnación física de la forma en que la tecnología ha transformado nuestra relación con la naturaleza y la tierra, una vasta llanura de sal que evoca un paisaje lunar que conduce a una gran cascada de sal mecanizada.

La máquina en sí ha sido completamente desarrollada y diseñada por Troika en el transcurso de tres años, y es capaz de recircular hasta 30.000 kg de sal por hora. La cascada de sal se ubica diametralmente opuesta a otra máquina, una gran pantalla LED medio enterrada en la sal, en la que se proyecta el video Terminal Beach. Tanto la materialidad como el propósito de estas dos máquinas se complementan: la cascada mecanizada mueve la sal, mientras que la pantalla y su LED de sales arrojan luz sobre la escena.

En el video de animación por computadora vemos un robot con cabello largo y oscuro. Luce increíblemente animal, y también humana, como una gran criatura parecida a un simio que tala lo que pensamos que era el último árbol de la Tierra.

En este escenario futurista del fin de los tiempos, el robot termina lo que la humanidad comenzó hace mucho tiempo: la destrucción continua de nuestro planeta. En un mundo que enfrenta los estragos del cambio climático, en el que la gente siente miedo, por un lado, y apatía por el otro, la obra desencadena nuevas y complejas respuestas emocionales. Las acciones de un robot casi cómico pero agresivo contribuyen a la sensación de desolación que evoca el paisaje en un mundo distópico.

Troika, Terminal Beach (still de video), 2020, animación por computadora, captura de movimiento personalizada, 4:00 min. Sonido en colaboración con el Dr. Nigel Meredith, British Antarctic Survey. Foto: ©Troika. Cortesía: Arte Abierto

No Sound of Water, del colectivo Troika, se presenta hasta el 15 de mayo de 2022 en el espacio <Arte Abierto>, ubicado en el piso 2, Artz Pedregal, Periférico Sur 3720, Col. Jardines del Pedregal, Ciudad de México.

También te puede interesar

MACARENA ALVARADO: TRAJE DE EXPANSIÓN

Usando esponjas, la artista chilena Macarena Alvarado revive culturas y tradiciones con una mirada contemporánea, capaz de generar una estética sincrética, conjugando el mundo doméstico femenino con el constructor, históricamente vinculado a lo masculino...

TRANSICIÓN HACIA UNA CIVILIZACIÓN PLANETARIA

Este proyecto de Grey Cube Projects intenta hacer evidente que existen distintas formas de vida, configuraciones celulares y moleculares. Elementos que aún desconocemos su origen y cómo funcionan, dimensiones perceptuales que aún no podemos...