Skip to content

Julius Heinemann:o lo Uno o lo Otro

«En las experiencias memorables de la arquitectura, el espacio, la materia y el tiempo se funden en una única dimensión, en la sustancia básica del ser que presenta nuestra conciencia. Nos identificamos con este espacio, este lugar, este momento, y estas dimensiones pasan a ser ingredientes de nuestra misma existencia” [1]

Una silueta lejana traspasa con su luz una cortina. Quieto y de frente, observo sus pasos al momento que su presencia borrosa se vuelve más clara en la cercanía. De golpe, atraviesa la frontera del espejo que alguna vez nos separó y rompe de tajo la ilusión de la frontera. El reflejo del rostro ahora se convierte en cuerpo.

Así se transitó por la exposición titulada O lo uno o lo otro, del artista alemán Julius Heinemann, recientemente presentada en la casa de la curadora Polina Stroganova, ubicada en el edificio Basurto de la Ciudad de México. El título de la exposición hace referencia al libro escrito por Søren Kierkegaard en el que se exponen dos modos diferentes de vivir: el moral y el hedonista. En el argumento del libro, el autor no se inclina por ningún binario y, en cambio, funda un tercer espacio de juego dentro de los dos adjetivos. Heinemann se inspira en el filósofo danés para darle nombre a la exposición y trae a la arquitectura, sin quererlo concientemente, lo que Kierkegaard propuso en la literatura. “Cuando vi por primera vez la casa de Polina me interesó la división simétrica de las ventanas y las puertas realizadas por el arquitecto y pensé en cómo poder usar estas características propias del espacio en mi trabajo” [2]. En ésta frase el artista alemán propone desde la concepción de su proyecto un diálogo con el espacio.

Heinemann cuestiona y propone una solución a los límites. Visual y espacial; ojo y cuerpo; racional e irracional se entrelazan y diluyen sus significados. El propio título, O lo uno o lo otro, es poesía concreta; contiene en sí mismo un equilibrio entre lo visual y lo espacial; la rima y el ritmo. La técnica pictórica del artista encuentra una referencia en los expresionistas abstractos norteamericanos, quienes a través de estímulos periféricos simulaban la interacción del cuerpo con el espacio. Sin embargo, aquí se establece un nuevo nivel de diálogo corporal, al abrir la posibilidad de caminar por la pintura. Las manchas, los borrones y la sutilidad de los trazos en las paredes, se observan y se caminan. Cada trazo aparentemente aleatorio está localizado en un lugar dotado de razón que encuentra su reflejo del otro lado de la habitación.

Heinemann funde espacio, materia y tiempo, y permite que la experiencia estética forme parte de nuestra existencia.

Julius Heinemann, O lo uno o lo otro, 2014. Vista de la intervención en apt. 804, edificio Basurto, Ciudad de México. Cortesía: Polina Stroganova. Foto: Diego Berruecos

Julius Heinemann, O lo uno o lo otro, 2014. Vista de la intervención en apt. 804, edificio Basurto, Ciudad de México. Cortesía: Polina Stroganova. Foto: Diego Berruecos

Julius Heinemann, O lo uno o lo otro, 2014. Vista de la intervención en apt. 804, edificio Basurto, Ciudad de México. Cortesía: Polina Stroganova. Foto: Diego Berruecos

Julius Heinemann (1984, Munich, Alemania) estudió fotografía en Folkwang University of the Arts en Essen (2005-2007) y en HGB Leipzig (2008-2011), graduándose con distinción. En 2011 recibió el DAAD-Postgraduate Scholarship de Great Britain, que le permitió estudiar en el Royal College of Art en Londres, completando un MA en escultura en 2013.

Julius Heinemann trabaja con huellas, marcas y la colocación decisiva de la línea y el color en una variedad de superficies, como papel, tableros, objetos, paredes, y en la intersección entre el espacio real e imaginario. La escala humana en relación con la arquitectura del espacio de exposición es una constante en su trabajo. El «genius loci» y la percepción del espacio y el tiempo son los principales temas en su práctica.

Heinemann ha participado en exhibiciones grupales en Europa, Venezuela, Egipto y México. Vive entre Londres y Munich.

___________________________________________________________________________________

[1] Pallasmaa, Juhani. Los ojos de la piel. Barcelona: Gustavo Gili, 2006.

[2] Entrevista con Julius Heinemann, 17 de julio de 2014.

Ixchel Ledesma Guadarrama

Estudió Arte y Cultura en la Universidad de Guanajuato, México. Realizó parte de sus estudios en la Universidad Pública de Navarra, en la Universidad Iberoamericana y en la Universidad Nacional Autónoma de México. Ha colaborado en las revistas Ramona, Trama, Blog de Crítica SOMA y Alumnos 47. Actualmente trabaja en la Galería Walden de Buenos Aires y en la investigación y el asesoramiento de colecciones particulares. Estudia la maestría en Curaduría en UNTREF, Buenos Aires, con una beca del Ministerio de Educación. Sus temas de interés son la filosofía latinoamericana y feminismo.

Más publicaciones

También te puede interesar

Vista de la exposición "Franz Erhard Walther: Un lugar para el cuerpo", en el Palacio de Velázquez. Parque del Retiro, Madrid, 2017. Foto: Joaquín Cortés/Román Lores. Archivo fotográfico del Museo Reina Sofía

ANTOLOGÍA DE FRANZ ERHARD WALTHER EN EL REINA SOFÍA

El Museo Reina Sofía presenta hasta septiembre la primera exposición antológica del artista alemán Franz Erhard Walther en España. La muestra cuenta con un amplio número de obras provenientes de colecciones públicas y privadas,...