Skip to content

ROBERTO FARRIOL: “LOS DESAFÍOS DEL MNBA SON DE LARGO PLAZO”

Un nombramiento que, como es rigor en Chile y en muchos países, no estuvo exento de polémica. Roberto Farriol, el nuevo director del Museo Nacional de Bellas Artes (MNBA) a partir del 16 de enero del año entrante, llenará el vacío que deja Milan Ivelic, quien estuvo 19 años a cargo de la institución. La llegada de Farriol al museo más importante de Chile se da tras el primer concurso público para este cargo, y en medio de una situación crítica en el MNBA, que cuenta con pocos recursos y espacio físico. Hay mucho por hacer en este museo en cuanto al enriquecimiento y conservación de sus colecciones, la calidad y cantidad de información que entrega a su público, y los programas didácticos y educativos, entre otros asuntos. Conversamos con Farriol en el campus Oriente de la Universidad Católica sobre estos y otros desafíos que le deparan en sus venideros tres años al mando. En el camino, planteó algunas soluciones e impresiones preliminares al diagnóstico exhaustivo que le tocará hacer, apenas ocupe la oficina, sobre el estado actual del museo.

 

Alejandra Villasmil: Empecemos por hablar de las misiones del museo ¿Está dentro de eso el coleccionar y exhibir arte contemporáneo? Porque el nombre, Museo Nacional de Bellas Artes, te limita a pensar en una época anterior…

Roberto Farriol: El museo ha tenido varios nombres. El primero fue Museo Nacional de Pintura. Esto da cuenta de que los nombres cambian también los sentidos, pero a final de cuentas un nombre corresponde a un contexto. La misión del museo tiene que ver con todo lo que es patrimonial, y patrimonial no es sólo antigüedades, sino la historia de hoy día también. Y la historia no son sólo los objetos, sino también la historia y la ideología que hacen posible esos objetos. Lo patrimonial, y si hablamos de nación, tiene que ver con todo un contexto hasta el día de hoy. La diferencia, si, es que exige un criterio mucho más agudo, estricto y fundamentado de qué o cuáles son las obras que responden a una cierta idea de tendencia o período en un tiempo determinado, para ser lo más representativa posible.

Carolina Castro: Crear patrimonio es crear un relato, y lamentablemente en Chile no existe ese relato, más que el hablado o en los archivos. No existe una exhibición de un relato. Ese, por ejemplo, es un gran desafío que tiene que plantearse el MNBA…

RF: El museo debe no sólo exhibir obras valiosas, algunas incluso fetiches, sino armar, como tú dices, un relato, construir una historia, a partir de ejemplos de determinado contexto. Eso es lo que falta. Falta incluso a nivel rítmico: si ves la muestra permanente de pronto se nota una extensión en algunos tiempos, y una compresión en otros tiempos. Entonces, a nivel de relato, hay una especie como de arritmia. Esto es fundamental tenerlo presente a la hora de establecer una línea, sobre todo didáctica. El tema de que el museo debe ofrecer educación está bien, porque es verdad que los niños son el futuro, pero sin embargo hay un abandono del adulto, y el adulto es quien definitivamente lleva al niño al museo, invierte en cultura y, en algún momento, va a tomar decisiones sobre el destino de sus hijos.

CC: Hay que apuntar entonces a que la educación también es posible a una edad adulta…

RF: Es que es permanente…

AV: Ese es uno de los cuatro desafíos que se plantearon públicamente cuando se anunció tu nombramiento. La pregunta es qué tanta información puede aportar el museo, no sólo hacia afuera, al visitante, sino también qué tanta información hay hacia adentro, qué tan preparado está el museo al momento de cumplir sus cometidos. Esto, más allá del obstáculo de la falta de presupuesto, que es de lo que siempre se habla, del museo pobre…

RF: Eso es relativo…

AV: ¿Es relativo?

RF: Yo creo que si. Esa es como la forma explícita de señalar un problema, pero la verdad es que el problema de fondo es otro. Hay otras cosas que aún desconozco, porque todavía no he hablado con Milan, así que no puedo dar ningún argumento que hable en favor o en contra de esto. Pero por mi experiencia, haciendo una especie de equivalencia con lo que me tocó vivir acá (como director de la Escuela de Arte de la Universidad Católica), el presupuesto no es algo que tú pidas año a año, sino que tiene que ver con un plan estratégico a largo plazo, que significa unos cinco a diez años. De otro modo, es difícil planear como institución, porque la institución es como la casa: tú no vives el día a día, sino que te proyectas a largo plazo. Se deben plantear objetivos claros, con metas concretas que se puedan evaluar. Ahí es cuando se pide presupuesto. Pero no se puede decir que no hay dinero, a menos que no haya un proyecto. Es el caso del huevo o la gallina, y lo primero es el proyecto.

CC: ¿Tuviste que presentar un proyecto para concursar al cargo?

RF: No, ninguno de los candidatos, pero desde el punto de vista metodológico, hay que presentar un proyecto antes de armar un presupuesto.

AV: En las postulaciones al cargo, ¿era requisito que los candidatos presentaran un proyecto para el museo?

RF: No, yo pienso que no. Las entrevistas iban dirigidas a una suerte de perfil del candidato, qué harías tú en caso de, y qué has hecho.

CC: Era un análisis de capital humano más que de filosofía…

AV: Entonces tu proyecto se va a definir cuando…

RF: Cuando haga el diagnóstico. Hay que ver dónde se filtra el dinero, si es que se filtra, en qué se gasta y qué falta.

CC: Una vez hecho el diagnóstico del estado del museo, ¿cómo es el proceso a seguir para presentar el proyecto? ¿Cuánto tiempo tienes para hacer esa evaluación, cuánto tiempo tiene la Dibam (Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos) para asignarte un presupuesto, existe la posibilidad de que abandones si el diagnóstico es terrible y el presupuesto no te acomoda, o buscarías alternativas como crear un equipo de trabajo grande?

RF: Son varias respuestas. Primero, no hay un tiempo definido para el diagnóstico, no hay una exigencia de esa naturaleza. A mi me han pedido hacerme cargo con la idea de mejorar entrecomillas ¿Qué significa para mi mejorar? Entre otras cosas, la didáctica, la forma de exhibir, pero también está el espacio físico. Aquí sale el tema del espacio como lo fundamental, y que de ahí se resuelva todo lo demás. Entonces hay que poner todo el esfuerzo en conseguir los espacios que se requieren para mostrar una parte razonable de la colección, más las adquisiciones que se puedan hacer de arte contemporáneo o arte actual. Tengo entendido que (Francisco) Brugnoli (director del Museo de Arte Contemporáneo, MAC) ha tenido la mejor disposición, que ha sido una persona muy generosa y correcta. Claro, hay cosas relacionadas con la institución (Universidad de Chile) que no dependen de él solamente. Pero en esto yo estoy afuera; no depende de mi, yo no soy la persona que toma esa decisión.

AV: ¿Quién la toma? ¿La Dibam?

RF: No, tampoco. Yo creo que es un asunto que viene de más arriba.

AV: ¿Qué otra alternativa de expansión puede haber si no es el MAC?

RF: Es que no hay más espacios…

AV: Hay museos que, por ejemplo, tienen sedes satélite… el mismo MAC, sin ir más lejos…

RF: Bueno, eso es una alternativa…

AV: Pero sería más plata…

RF: A menos que sea a partir de alianzas, pero son más complicadas…

AV: ¿Qué tipo de alianza? ¿Con el sector privado, aprovechando que este gobierno es tan inclinado a las políticas privadas?

RF: Si, es una posibilidad

AV: ¿Está ahí la posibilidad? ¿Es real?

RF: Yo no lo he escuchado

CC: Pero a ti te gustaría que eso fuera factible

RF: Si se compra o se construye (ese espacio), el problema se resuelve igual…

AV: Cuando hablabas de “mejorar” la situación del museo pensaba en qué tanta flexibilidad y libertad, qué tanto campo de acción y maniobra tienes para hacerlo. Porque hablabas de “mejorías”, no de cambios, por lo que entiendo que se puede tratar de continuar ciertas políticas ¿Qué quieres decir con “mejorar”?

RF: Tres meses después que asuma te puedo dar la respuesta perfecta.

CC: Por supuesto, hay muchas cosas que no tienes por qué saber cómo las vas a hacer, pero con esta conversación estamos apostando a que nos digas cuáles son tus propias expectativas, tus ideas, qué te gustaría, que te va a obsesionar en ese lugar, y por eso las precisiones sobre qué es para ti mejoría o cambio…

RF: Es que mejoría no tiene que ver con un arreglo, tiene que ver con mejorarlo, es decir, con cambiar algunas cosas

AV: Es que semánticamente hablando, una mejoría implica un cambio…

RF: Es que es un manejo retórico que a veces se introduce como una cosa drástica. En Chile estamos acostumbrados a que los cambios son del blanco al negro…

CC: Además la palabra cambio es muy política en Chile…

RF: Exacto. Está tan politizada que está polarizada, entonces en ese sentido nunca se piensa en un cambio gradual, en qué vamos a hacer de aquí a diez años, sino que se piensa en qué vamos a hacer ahora, se piensa en ahora o nunca. Es algo tan dramático y extremo que finalmente nunca se llega a puerto, no se logran las ideas. Entonces, cuando hablo de esta mejoría, estoy hablando también de un cambio a mediano o largo plazo. Hay cambios que se toman 50 años.

CC: ¿Cuánto tiempo estarás en la dirección del museo?

RF: Son tres años, así que me proyecto en tres años.

AV: Cuando hablas del proyecto a largo plazo y, como tal, del presupuesto a largo plazo, hablas de proyecciones, como los gobiernos. Estás asumiendo una mini presidencia ¿Cómo enfrentarás los desafíos asumiendo un cargo en medio de un gobierno en curso, donde hay parámetros ya establecidos?

RF: Es muy simple: el 2012 está todo programado. Está asignado el presupuesto. Hay que observar, entender por qué se destinó, a cuáles objetivos, cuáles son el corto, mediano y largo plazos de esos objetivos. Una vez analizado eso, hay que ver cómo se pueden mejorar estrategias desde el punto de vista de difusión, incorporar inversión privada… Hay un montón de cosas que se pueden hacer en el 2012 en la medida en que se sepan cuáles son los objetivos.

CC: Como director, vas a ejercer inevitablemente una línea curatorial. Tienes tus gustos y eso es inevitable. La colección del museo tiene grandes carencias, es mínima, muestra pequeños detalles de lo que ha sido el arte chileno ¿Crees que es importante que esa colección sea rellenada, rearticulada? ¿Qué artistas sería necesario incluir? ¿Quiénes son imprescindibles dentro de ese relato que hablábamos?

RF: Me estás preguntando al revés. No soy el curador. El tema del gusto es bien particular. Hay que dejarlo de lado, y yo soy capaz de dejarlo de lado. Hay cosas que realmente no me gustan, pero que son muy importantes en la historia del arte chileno. Eso lo aprende uno en la docencia, que hay que ser inclusivo. Así que esa responsabilidad no es mía, se la voy a delegar a personas que sean expertas en el área. Y tendrán que fundamentarlo. Después de todo, el museo no es mio.

AV: Si bien tu cargo es en buena parte administrativo, debes delegar o dar directrices de tipo curatorial…

RF: Eso es de rigor

CC: A lo que me refiero es que el gusto implica el sello…

RF: Para mi no. Yo delego, no el gusto, sino la fundamentación de ese criterio. Si está bien fundamentado, me da lo mismo. Tú eres el experto, yo lo que hago es administrar las diferentes colecciones, el presupuesto, yo me encargo de que el asunto funcione.

AV: Después de hacer tu diagnóstico, me imagino que verás con quién vas a trabajar…

RF: Por supuesto. Tengo que conocer a las personas.

AV: Tomarás algunas decisiones sobre con quién trabajar y con quién no

RF: Siempre se toman decisiones, por supuesto.

AV: Volviendo a lo que decías de que el presupuesto del 2012 ya está cerrado, pensaba en que siempre hay gastos extraordinarios, como por ejemplo la expansión, aunque esto puede demorar mucho más… pero a lo que voy es a que entre los objetivos que se hicieron públicos cuando te nombraron, se hablaba de “incorporar” obras a la colección, no de “adquirir”…

RF: Si, si, claro, es adquirir.

AV: Llegó el momento de adquirir…

RF: Si, adquirir es preciso.

AV: Volviendo a lo que te preguntaba Carolina ¿Tienes identificados los agujeros de la colección, o tienes primero que hacer el diagnóstico?

RF: Tengo una idea abstracta de esos agujeros, como la de cualquier visitante que va al museo.

AV: Otro de los objetivos planteados es reforzar una política de formación de público que asiste al museo, y para eso hay que contar con información didáctica, que era un poco lo que comentabas antes…

RF: Falta guiar a ese público

AV: Por cierto que nos hicieron un comentario en la nota que publicamos sobre tu nombramiento, una persona que decía “qué lástima que el reforzamiento de la política de formación de público contemple la eliminación de todos los guías del fin de semana”. ¿Eso es cierto?

RF: No he escuchado nada de eso…

AV: A lo mejor era una guía quien lo comentó…

RF: Mira, el cambio es como el vacío.

CC: Comienza la paranoia…

RF: Si, por eso se tienen que usar muy bien las palabras, porque las palabras están muy connotadas políticamente…

AV: Algo que he notado en Chile es que siempre hay un afán de criticar, incluso a priori o sin tener fundamentos

CC: Es el conflicto de las jerarquías. Siempre hay esas competencias y ese afán de criticar todo antes de que nazca. Es como decir que la guagua es fea antes de la primera ecografía. ¿Cómo te enfrentas a eso?

RF: Mira, he vivido en Chile hace muchos años, así que no me sorprende, es parte de la cultura, pero claro, es una lata, porque la verdad es que se podría avanzar bastante y rápido de otra manera.

AV: Cuando dicen que eres un desconocido, también me pongo en tus zapatos, y cuestiono si eso es un problema real, si debería serlo. Y pienso también en qué es mejor: si una persona desconocida, o una muy conocida pero que tiene ciertos vicios y marcas. Creo que no podemos juzgar sin dar primero una oportunidad…

CC: Creo que tu elección apela a cierta neutralidad, y quizás tiene que ver con la necesidad de que ese proceso de cambio del MNBA sea paulatino…

RF: No estoy connotado. No obedezco a ciertas líneas ni a ciertos gustos.

CC: Ahora que hablamos de las opiniones que ha generado tu nombramiento, muchos artistas jóvenes dicen: “¿Y este quién es?” Como que tenían otra expectativa, tomando en cuenta los otros candidatos, que eran más conocidos. Para mi eso lo que dice es que tienes la gran tarea por delante de conocer a una cantidad de gente, de involucrarte en cosas que suceden y en las que antes no sentías la necesidad de participar…

RF: Mira, esa no es mi tarea.

CC: ¿No?

RF: No, porque eso es pretender recuperar un tiempo perdido. Mi tarea es que haya personas encargadas de incorporar gente joven a lo que hagamos. Yo tengo que delegar.

CC: Me refiero a abrirse a un mundo que es nuevo para ti. Eso es bonito.

RF: Por supuesto

CC: Pero eso también te genera una obligación, porque es esperable una apertura de tu parte

RF: Soy totalmente permeable.

AV: Otra de las opiniones que he escuchado, y si miramos tu biografía, es que no tienes experiencia en gestión pública.

RF: Nada.

AV: ¿No te da susto?

RF: No, ¿por qué?

AV: Porque es complicado… es meterse en política dura

RF: Es como en la universidad. Es a otra escala, pero similar. Hay normativas…

AV: ¿Crees que tu experiencia como director de la Escuela de Arte de la Católica y como artista se conjugan bien para este cargo?

RF: Yo lo creo, porque la gestión que he hecho la he hecho como artista. Hay que tener imaginación, creatividad…

AV: Tienes la visión del otro lado, la del creador, que para un museo es un plus…

RF: El artista es un innovador. Si hay que inventar cosas se inventan. Lo que si, es que esa invención no viene dada por la misma libertad que tiene el artista en su taller, de poder hacer cualquier cosa. Hay una serie de pasos que se deben dar, porque todas estas instituciones tienen reglamentaciones, que a veces son lentas, pero lo entiendo, no se puede romper el sistema.

AV: Esto es como apuntar con el dedo, pero ¿cuáles crees tú que fueron las tareas que dejó pendientes Milan Ivelic?

RF: ¿Te lo puedo responder después?

AV: Cuando hagas el diagnóstico… ¿ahora sería pura especulación?…

RF: Ahora sería dejarme llevar por los chismes, porque objetivamente no se nada, lo que se es por terceros, y esos terceros ¿de dónde sacaron la información? Creo que Milan hizo lo que tenía que hacer, punto. No puedo dar otra opinión más, no corresponde.

AV: Hizo lo que podía, además… Como dicen en Venezuela, uno se arropa hasta donde le llegue la cobija…

RF: No me cabe duda de que Milan, en sus 18, 19 años en el museo, tiene que haber tenido motivos muy fuertes como para haber continuado, y no creo que hayan sido motivos mezquinos, al contrario, sino de implementar, comprar quizás el MAC… Yo se que ésta es una maquinaria muy grande, muy pesada, y hay que usar un plan estratégico de largo plazo para que haya un impacto de recursos, y saber muy bien cuál es la táctica, el paso a paso, porque si no, no funciona.

CC: Retomando brevemente lo que dijiste, de que tenías tres años para hacer un plan… un museo requiere de un proyecto de largo plazo, que no tiene que ver contigo, sino que su implementación tiene que ver con un equipo de trabajo, que a lo mejor  continuará cuando tú no estés. Y a ti te va a tocar continuar lo que hizo Milan…

AV: Por eso hablaba de tu “mini presidencia”. Estamos acostumbrados a que cada vez que llega un nuevo presidente, un nuevo gobernante, hay borrón y cuenta nueva. Entonces, para complementar lo que dice Carolina, ¿cuándo hay que continuar lo que el otro ha dejado y que ha funcionado? ¿Cómo saber que está funcionando o no? ¿Cómo dejar de dar continuidad a aquello que de alguna manera benefician a ciertas personas?

RF: Creo que todas esas respuestas están en el diagnóstico. Hay cosas que pueden seguir funcionando, y tan bien como lo hacen ahora, o mejor, y otras que habrá que cambiar.

AV: ¿Me puedes aclarar algo?, y disculpa la ignorancia… Cuándo hablas de que tu cargo será por tres años, ¿cómo funciona eso? Porque Milan estuvo desde 1993.

RF: Es que Milan se eligió de otra manera…

AV: ¿Si? ¿Cambiaron las reglas del juego? Es que no estoy enterada de eso…

RF: Yo tampoco. A Milan lo designan

AV: Entonces este es el primer concurso que se hace para este cargo…

RF: Primero

CC: Y nace porque Milan renuncia… si no, Milan se hubiese autodesignado nuevamente…

RF: Claro

CC: Y respecto al proceso de selección, partieron 150 candidatos. ¿Estos candidatos postularon, o fueron llamados?

RF: Fueron llamados.

CC: Los llamaron y se les hizo entrevistas. Fueron descartando y los últimos que quedaron fueron tú…

RF: No se quién más…

CC: ¿No sabes quién más?

RF: No

CC: Ah, tú fuiste comunicado. Te iban avisando “vas quedando, vas quedando”, y de repente fuiste director del museo…

RF: Si

CC: O sea que no tienes información de las normativas del concurso…

RF: Hay media docena de nombres que han circulado, de los cuales puede que sean verdad unos y otros no…

AV: A mi lo que me llama la atención es que no hay una declaración pública, hasta ahora, de quiénes eran los otros candidatos y cómo se escogieron, por qué tú y no el otro…

CC: En ese sentido, hubo una falta de transparencia, pero de transparencia no en la selección, sino en el proceso. No hubo mayor información sobre ese proceso. En ningún momento supimos quiénes fueron los 150 ni quiénes eran los últimos diez.

AV: Ni los últimos cuatro…

CC: Sería bueno que eso también se trabajara a nivel de ministerio, como pasó con el comité de selección de la Bienal de Venecia. A ti te ha pillado por sorpresa también…

RF: El sistema no es malo, y no porque haya salido yo. Es un sistema que en cierto sentido no genera ruidos, o sea, genera ruidos posteriores, pero durante el proceso no genera ruidos.

AV: Sin embargo, hubo bastante rumores, y en la prensa siempre se filtraron ciertos nombres. Quizás por eso a la gente le cayó de tan sorpresa tu nombramiento, porque se nombraba a fulano, a zutano y mengano, pero sales tú. Hubo sorpresa, y eso, mezclado con poca información, puede generar dudas…

CC: En el Museo Reina Sofía (de Madrid), el cargo de director se elegía a dedo, era un cargo de confianza, pero ahora, desde hace poco, hay un director, Manolo Borja, electo por un comité. Pero eso tardó años en surgir. ¿Tú igual consideras que éste es un cargo de confianza? Es decir, ¿de confianza en tu capacidad, en tu trayectoria?

RF: Si, claro. Quizás haya sido así para proteger a los otros tres candidatos… Insisto, estamos en Chile…

AV: ¿Leíste lo que dijo Camilo Yáñez a La Tercera? ¿Que habían anunciado tu nombramiento en medio del período legal de reclamación del proceso de selección, que vence hoy (23 de diciembre)?

RF: Camilo, el mismo día, me escribe un correo dándome explicaciones, de que no quiso decir lo que quiso decir…

CC: ¿Que no quiso decir lo que quiso decir en La Tercera? ¿O sea, que La Tercera había editado mal sus palabras?

AV: En la nota se decía eso, que los otros candidatos tenían derecho a -no se como se llama exactamente- una impugnación, reclamación o reevaluación del resultado del concurso. Desconozco la figura jurídica o técnica, sea cual sea el caso, pero Camilo Yáñez incluso habla de un proceso “irregular”. ¿Por qué si fue un concurso público, hay cosas que no están todavía muy claras? Bueno, a lo mejor la pregunta no es para ti…

RF: Yo creo que estamos hablando cosas totalmente fuera de contexto

AV: No creo…

RF: Si quieren preguntar eso, pregúntenle a esas personas…

AV: Por eso digo que la pregunta quizás no es para ti…

CC: Creo que tiene que ver con eso que hablábamos antes del chaqueteo, de que unos dicen yo quiero esto y otros yo quiero esto otro…

AV: No es por molestar ni crear conflicto, ni ponerme en esa actitud del chaqueteo, sino que como medio de comunicación mi responsabilidad es aclarar lo que no está claro, y discutir abiertamente lo que ya está expuesto públicamente. Aquí no hablamos de nada que no se haya dicho ya, que no esté ventilado…

RF: Yo creo que si fuese algo irregular se sabría ya en esta etapa, porque el sistema a nivel estatal está tan regulado, sistematizado con normas, que es muy difícil… De las primeras cosas que uno aprende, ahora en estos pocos días, es que justamente te dicen: “Ojo, que esto funciona de esta manera”. Entonces me parece muy raro lo que dice Camilo. Si se atentó contra una norma, un sistema o un procedimiento, debería saltar inmediatamente el asunto…

AV: Lo pregunté porque me imaginé que tú deberías saberlo, pero quizás, repito, la pregunta debería ir dirigida a otra persona.

CC: ¿Y cuándo asumes el cargo?

RF: El 16 de enero.

CC: Y asumiendo, ¿haces el diagnóstico?

RF: Ese mismo día.

AV: ¿Y dejas tus actividades acá en la U?

RF: No, acá me quedo con un curso de postgrado.

 

Foto: Alejandra Villasmil

Nacido en Valdivia en 1956, Roberto Farriol Gispert es artista visual y profesor Titular de la Facultad de Artes de la Universidad Católica de Chile. Obtiene su Licenciatura en Arte en la misma universidad, donde ejerce como académico en la Escuela de Arte desde hace dos décadas. Ha realizado estudios de postgrado en Arte, el primero de ellos la Maîtrise en Arts Plastiques en la Universidad Paris I, Pantheon-Sorbonne y en la actualidad es candidato a Doctor en Bellas Artes, en la Universidad Politécnica de Valencia.

Entre los años 2007 y 2010 fue Director de la Escuela de Arte de la Universidad Católica y durante el 2011 Jefe del Magíster en Artes de la misma universidad. Fundador del Grupo de trabajo de Multimedia en esa institución y del área de vídeo digital (1996), Jefe del Postítulo en Arte: Mención Técnicas y Propuestas Contemporáneas (1997 a 2001). Entre los años 1984 y 1995 fue profesor en la Escuela de Teatro de la Universidad de Chile, en la carrera de Licenciatura en Diseño Teatral, donde participó como diseñador escenográfico en las obras La comedia Española, dirigida por Fernando González, y Roberto Zuco, dirigida por Alejandra Gutiérrez. Ambas se estrenaron en el teatro Antonio Varas de la Universidad de Chile.

Su línea de investigación-creación la inició en la disciplina de la pintura, derivando, a inicios de los ochenta, al vídeo arte. Desde su primera video instalación, Cuerpo Común (1981) a la reciente vídeo Annum per Annum(2010), su problemática ha estado centrada en los desplazamientos de la pintura al video y en la construcción de relatos simultáneos.

Entre sus proyectos universitarios de investigación-creación se encuentran Vídeo Pintura de la Figura Humana(1997) y La Vídeo instalación como Pintura (2000). Ha participado en exposiciones individuales y colectivas en espacios como Galería G-101, Ottawa, Canadá; SAW, Ottawa, Canadá; Galería UNAM-ESECA; Galería Felipe Gutiérrez, Québec, Canadá; Galería Animal, Santiago, Chile; Museo de Arte Contemporáneo de Valdivia, Chile; I Bienal de Artes Visuales del Mercosur, Porto Alegre. Brasil; Galería de Arte, Centro de Extensión UC, Santiago, Chile; VIII Prague Quadrennial of Theatre Design and Architecture, Industry Palace Výstaviště Praha, República Checa.

Ha sido jurado en numerosas ocasiones, destando entre éstas Jurado Nacional (Fondart 2010); Programa de Arquitectura Latinoamericano, PAL / MoMa N.Y., Matucana 100 (2010 y 2011); Bienal de Vídeo (1995,-97,-99); Fundación Andes (1998, 2002); XV Festival Chileno Internacional del Cortometraje de Santiago (2007).

 

 

Compartir

También te puede interesar

JOSÉ PEDRO GODOY: HISTORIA VIOLENTA Y LUMINOSA

Con colores saturados, nociones de la cultura pop, referencias a teleseries, el soft porn y la estética camp, el artista José Pedro Godoy (Chile, 1985) presenta una nueva serie de trabajos en su muestra...