El Acuerdo Final firmado por el Gobierno de Colombia y las FARC-EP dispuso que parte del armamento dejado por los excombatientes sería utilizado para construir tres monumentos: uno en La Habana, otro en Nueva York, y un tercero en Bogotá. De esta forma, los tres monumentos se erigirán como testimonios visuales del desarme, hecho que marcó el inicio de una nueva realidad para la sociedad colombiana.

En Bogotá, la construcción del monumento, con el nombre de Fragmentos, ha sido encomendada a la artista Doris Salcedo (Bogotá, 1958) y será un espacio operado por el Museo Nacional de Colombia, parte del Ministerio de Cultura. Salcedo ha concebido este espacio –que se ha dado a llamar Espacio de Arte Contemporáneo y Memoria Fragmentos– como un contra-monumento que, en vez de exponer una versión épica de la historia de una manera tradicional, busca crear diálogos a partir de las rupturas que el conflicto ha creado, reconociendo de esta manera las experiencias extremas sufridas por millones de colombianos. Este contra-monumento se ha dispuesto como un espacio físico abierto para recibir las múltiples memorias del conflicto. Su objetivo no es generar una mirada única sobre la historia nacional sino dar cabida a múltiples lecturas que promuevan diálogos difíciles, provocadores y por ende reflexivos.

Fragmentos se establece simultáneamente como obra de arte, lugar de memoria y espacio de creación artística, cuyo piso o fundamento está literalmente conformado por las armas fundidas depuestas por la antigua guerrilla de las FARC. En el proceso de fundición de las armas participaron mujeres víctimas de la violencia sexual durante el conflicto armado en Colombia. “Durante días, martillamos este metal para marcar así el cese simbólico de la relación de poder impuesta por las armas”, señala Salcedo.

Fragmentos presenta únicamente el vacío y la ausencia, porque es precisamente a través de estos elementos que puedo establecer el carácter absolutamente irredimible de la guerra. El arte no puede compensar con belleza el horror causado por la guerra, y por esta razón Fragmentos no intenta otorgar una forma estética a la pérdida, el daño o la muerte violenta”, agrega la artista.

En este espacio -cuya construcción debería estar finalizada en noviembre de este año- se buscará que generaciones presentes y futuras de artistas exhiban obras de arte que reelaboren las memorias del conflicto y que, a través de ellas, permitan construir una visión colectiva de futuro. Es así como, cada año, se invitará a dos artistas para intervengan el espacio o presenten obras comisionadas especialmente que ofrezcan una mirada e interpretación del pasado reciente colombiano. De este modo, Fragmentos no se trata de un monumento –o contra-monumento-, sino múltiples contra monumentos cambiantes, polifónicos y vivos.

«Tal vez el aspecto más importante que tendrá lugar en Fragmentos será la regeneración de la vida a través de la producción continúa de obras de arte contemporáneo», precisa la artista.

El Ministerio de Cultura de Colombia ha lanzado ya la primera convocatoria para intervenciones artísticas en este espacio que traten sobre el conflicto armado, la memoria de las víctimas y la construcción de paz. La fecha de cierre de la convocatoria es el próximo 3 octubre de 2018 e incluye dos categorías:

-Intervención artística comisionada a un Artista con Trayectoria (más de 20 años). Dirigida a artistas visuales colombianos y extranjeros que acrediten una trayectoria artística de mínimo veinte (20) años continuos a nivel profesional. Esta trayectoria se acreditará con la realización de exposiciones (individuales y colectivas) o la presencia en catálogos, libros de arte u otro tipo de publicaciones artísticas.

-Intervención artística comisionada a un Artista con Trayectoria Intermedia (6 a 19 años). Dirigida a artistas visuales colombianos y extranjeros que acrediten una trayectoria artística de seis (6) a diecinueve (19) años continuos a nivel profesional. Esta trayectoria se acreditará con la realización de exposiciones (individuales y colectivas) o la presencia en catálogos, libros de arte u otro tipo de publicaciones artísticas.

Las bases de la convocatoria se pueden consultar aquí

 


Imagen destacada: Detalle del piso de la obra/espacio «Fragmentos», en Bogotá, comisionada a la artista Doris Salcedo. Foto: Rubén Iriarte/MinCultura