Skip to content

TEXTO ESCRITO POR EUGENIO DITTBORN PARA LA EXPOSICIÓN ARRIMO DE TOMÁS RIVAS

1. Una escritura que fuera el espejo empañado de la exposición, que hiciera la misma gimnasia; que estuviera siempre empañada y empeñada en realizar las mismas maniobras que las obras: discontinuidad, variaciones y la verdad de ornamentos desprovistos de verdad y plenos de sabiduría; una escritura que maniobrara con las maniobras de los trabajos de la exposición.

Así fuese.

2. Roble de demolición es la puerta de entrada a la muestra. De madera la doble equis como límite y cabeza de serie. Módulos son pedacería y mostrador de piezas alineadas sin tropiezo, decoraciones rectilíneas dispares y paralelas.

3. Variaciones, filas y desfile sin triperío. Tripas ancladas en diminutas figuras geométricas que bordean el caleidoscopio y luego se congelan.

4. Cuadriláteros en fila india, secuencia y alternancia. El cuadro de caballete ha sido tomado como rehén. Sólo vemos señales de humo, cardumen de palitroques, bandada y jauría de palotes.

5. Un bastidor, cuatro ángulos rectos, una tela estirada, un marco y ecos multiplicados hacia fuera, jugando a estar, no a ser, instantáneamente  mayas, cherokees, apeches malevitcheanos y Paul Klee.

6. Los llamaremos cuadrillos o descuadres. Contienen ornamentos paralelos o perpendiculares que no cuentan nada, en ningún momento hablan de otra cosa más que de sí mismos.

7. Nada, ah, o casi nada. Restos de la historia de la geometría. Arsenal de cuadriláteros enmarcados cada uno a su modo y leyes que son una sola: extenderse. Nada que descifrar, las cifras están vacías y ordenadas de tal forma que sus ordenamientos sean sus contenidos. Estos oscilan entre cifras al pie de la letra, números descabezados. Triangulitos verdes, puntos y comas, rosas, arabescos tendidos, todo resuelto de antemano y sin embargo.

8. Rectángulos que riman con los marcos y marcos que van y vienen por más luz. 

9. La luz se evapora, alba y multilateral o informe y estrellada. Estamos en un sarcófago a la velocidad de la luz donde cuelga de sus muros lo iluminado, no la luz, matinal e invisible.

10. Luz a cambio de una sala de arte, 350.000 kilómetros por segundo es su velocidad y cinco años luz en llegar a Alfa Centauro, la estrella más cercana a la tierra.

Eugenio Dittborn                                                                                        


Vista de la exposición “Arrimo”, de Tomás Rivas, en Galería 314, Santiago, 2023.
Vista de la exposición “Arrimo”, de Tomás Rivas, en Galería 314, Santiago, 2023. Foto: Sebastián Orueta
Vista de la exposición “Arrimo”, de Tomás Rivas, en Galería 314, Santiago, 2023. Foto: Sebastián Orueta
Vista de la exposición “Arrimo”, de Tomás Rivas, en Galería 314, Santiago, 2023. Foto: Sebastián Orueta
Tomás Rivas, Mosaico con doble sentido (Shell), 2023. Acrílico y cinta de enmascarado sobre papel y cholguán, marco reutilizado, 53,5 x 44 cm. Cortesía: Galería 314
Tomás Rivas, Serie Espesor, Corte en la rodilla, 2023. Acrílico sobre placa y papel Canson, marco reutilizado, 85 x 60 cm. Cortesía: Galería 314
Tomás Rivas, Líneas a favor y en contra (tarjeta de identificación), 2023. Acrílico y cinta de enmascarado sobre papel, cholguán, marco reutilizado, 84 x 64 cm. Cortesía: Galería 314
Vista de la exposición “Arrimo”, de Tomás Rivas, en Galería 314, Santiago, 2023. Foto: Sebastián Orueta
Tomás Rivas, Farolito, 2019. Acrílico sobre placa de madera, palo de pino y tuercas, 144 x 40 x 65 cm. Cortesía: Galería 314
Tomás Rivas, Farolito, 2019. Acrílico sobre placa de madera, palo de pino y tuercas, 144 x 40 x 65 cm. Cortesía: Galería 314
Tomás Rivas, Extrusión, Peso ligero, 2021. Acrílico sobre cartón, marco reutilizado, 50 x 40 cm. Cortesía: Galería 314
Tomás Rivas, Serie Espesor, Techo rosa, 2022. Acrílico sobre placa de yeso y papel, marco reutilizado, 85 x 60 cm. Cortesía: Galería 314
Tomás Rivas, Serie Espesor, Techo rosa, 2022. Acrílico sobre placa de yeso y papel, marco reutilizado, 85 x 60 cm. Cortesía: Galería 314
Vista de la exposición “Arrimo”, de Tomás Rivas, en Galería 314, Santiago, 2023. Foto: Sebastián Orueta

TOMÁS RIVAS: ARRIMO

En esta exposición, el artista comprende el espacio de la galería como un soporte donde convergen la práctica del dibujo, la construcción y diseño de interiores, y asuntos directamente vinculados a la museografía y al montaje de las obras de arte, como el marco.

Arrimo se compone de más de 60 obras sobre papel, yeso, tela y madera realizadas y/o proyectadas entre los años 2019 y 2023. Dispuestas en el muro, suelo y cielo, las obras se exhiben en conjunto con murales y obras situadas en la arquitectura interior de la galería. 

Galería 314, Santa Rosa 2260, segundo piso, Barrio Franklin, Santiago.

Del 13 de mayo al 25 de junio de 2023

También te puede interesar

EL DORADO: MITOS DE ORO

Esta exposición colectiva en dos partes explora la leyenda de El Dorado como mito fundacional de las Américas. Reuniendo alrededor de 100 obras y objetos de más de sesenta artistas, desde el periodo prehispánico...

EL DIBUJO PERFORMATIVO: DES/APARECER EN LAS PANTALLAS

Pensar el contexto digital vendría a suponer también trazar algunos cuestionamientos sobre el problema de la memoria y el soporte. Si bien la imagen digital supone tradicionalmente la pérdida de la huella indicial, podemos...