Skip to content

LAIA ARQUEROS CLARAMUNT: BAUBO ME SALVE

El Museo de las Mujeres Costa Rica presenta Baubo me salve, exposición online de la artista española Laia Arqueros Claramunt (1985), cuyo trabajo se desarrolla entre la ilustración, el grabado, la cerámica y los proyectos audiovisuales. Compartimos el texto curatorial de la historiadora del arte, ensayista y documentalista Anna Adell (1972).

Laia Arqueros Claramunt, Ensayo para ritual con Sistra y Corifea, 2017, grabado (aguafuerte sobre zinc iluminado con acuarela), 40 x 30 cm
Laia Arqueros Claramunt, Ensayo para ritual con Sistra y Corifea, 2017, grabado (aguafuerte sobre zinc iluminado con acuarela), 40 x 30 cm

LAS LENGUAS SE DESATAN

Por Anna Adell

En la Antigua Grecia, mientras los sabios y no tan sabios filosofaban recostados entre almohadones en sus interminables simposios, sus mujeres retozaban en los campos, bailaban desnudas, merendaban tortas en forma de falos y vulvas de sésamo. Lo cierto es que el noventa por ciento de su tiempo transcurría en la clausura del hogar, pero cuando salían la liaban. O así nos gusta imaginarlo.

Robert Graves define las Tesmoforias atenienses como orgías agrícolas. Laia Arqueros reinventa una y otra vez aquellos misteriosos ritos sólo aptos para mujeres, imbricando historia e imaginación de tal modo que sus piezas de cerámica parecen descubrirnos un yacimiento arqueológico aún por catalogar, libre por tanto del sesgo androcéntrico que pesa sobre el estudio del pasado.

Las estatuillas y grabados de Laia revierten el mythos masculino: deslenguadas corifeas dirigen sus propios coros, recuperan sus órganos gustativos y articulan sonidos con un nuevo lenguaje; las micólogas portan sus cánulas vaginales sobre el hombro; una heroína se enfrenta a un espéculo de agresivas fauces a modo de Hércules lidiando con la cierva Cerinea.

Gynopia & Cerinea es el título que Arqueros da a una de sus piezas y a dibujos de criaturas quiméricas que le sacan la lengua al discurso patriarcal y a sus omisiones del punto de vista femenino. Los términos “gyne” e “inopia” componen un neologismo referido a la “inopia” o ignorancia a la que se ha condenado a la mujer ante problemas que le atañen.

Retazos de leyendas mediterráneas y cuentos granadinos que espolearon su imaginación siendo niña se nutren entre sí para producir breves narraciones en las que se mezclan biografía y mito.

Su lenguaje plástico, de línea estilizada, trazo simplificado y discreta gama cromática, se emparenta con el de los frescos etruscos y los vasos griegos, devolviéndonos a un origen desde el que todo puede ser reinventado.

Laia Arqueros Claramunt. Izq: Gynopia & Cerinea, 2018, grabado (aguafuerte sobre zinc iluminado), 50 x 60 cm. Der: Gynopia & Cerinea, 2018, cerámica esmaltada y espéculo médico de plástico, 24 x 20 x 11cm.
Laia Arqueros Claramunt. Izq: Gynopia & Cerinea, 2018, grabado (aguafuerte sobre zinc iluminado), 50 x 60 cm. Der: Gynopia & Cerinea, 2018, cerámica esmaltada y espéculo médico de plástico, 24 x 20 x 11cm.
Laia Arqueros Claramunt, Silba uterina con sauzgatillo I & II, 2018, tinta y acuarela líquida sobre papel, 55 x 75 cm c/u.
Laia Arqueros Claramunt, Silba uterina con sauzgatillo I & II, 2018, tinta y acuarela líquida sobre papel, 55 x 75 cm c/u.
Laia Arqueros Claramunt, Silbas uterinas y Sistra, 2017, instrumentos musicales de cerámica esmaltada.
Laia Arqueros Claramunt, Silbas uterinas y Sistra, 2017, instrumentos musicales de cerámica esmaltada.
Laia Arqueros Claramunt, Tesmoforias, 2018, máscara de comunión (altavoz cerámico), 30 x 20 x 20 cm.

También te puede interesar

DANIEL OTERO TORRES: TIERRADENTRO

Para Daniel Otero Torres el dibujo es una práctica de préstamo, fragmentación, colusión y detalle. El dibujo no interviene en la génesis de una idea, sino que es su culminación: es el resultado de...