Bernardo Paz, empresario y coleccionista brasileño que en los años 80 fundó el célebre Instituto y Parque Cultural Inhotim, ubicado a las afueras de Belo Horizonte (Estado de Minas Gerais, Brasil), fue condenado a nueve años y tres meses de prisión por usar a la institución para lavar dinero de otras empresas de su propiedad.

Según un comunicado de prensa del Ministerio Público Federal de Minas Gerais (MPF), su hermana Virginia Paz, también fue condenada a cinco años y tres meses de prisión por el mismo delito de blanqueo de activos, ocultando el origen y la naturaleza de recursos provenientes de la evasión de contribuciones a la seguridad social.

La decisión de la jueza federal Camila Franco e Silva Velano es de septiembre, pero sólo se hizo pública el pasado 16 de noviembre por el Ministerio Público Federal.

El MPF afirmó que, entre 2007 y 2008, Bernardo y Virginia Paz recibieron más de 98 millones de dólares de un fondo denominado Flamingo Investment Fund, con sede en las Islas Caimán, que se depositaron en una cuenta de Horizontes Ltda, empresa creada para mantener el Instituto Cultural Inhotim a partir de donaciones y/o préstamos. Parte de ese dinero, alegan los fiscales, fue desviado a otras compañías de Paz.

En el 2010, Bernardo Paz era propietario del conglomerado Itaminas, compuesto por 29 empresas, la mayoría en el área de minería y siderurgia. En aquel año, el grupo fue vendido a una empresa china.

El Instituto Inhotim ha declarado por su parte que es “una institución sin fines de lucro, calificada por el gobierno estatal como una Organización de la Sociedad Civil de Interés Público (Oscip), sin conexión con las empresas de Bernardo Paz, que no responde ni participa, por lo tanto, de cualquier asunto de alcance personal que lo rodee”.

Añade el comunicado que todas las cuentas de la institución son públicas y se someten a una cuidadosa revisión por parte del Ministerio de Cultura, además de ser rigurosamente auditadas por la compañía británica Ernst & Young, ambas en un período anual.

El Instituto Cultural Inhotim posee una colección de arte contemporáneo de más de 500 obras de 100 artistas, como Cildo Meireles, Chris Burden, Hélio Oiticica, Olafur Eliasson, Matthew Barney, Adriana Varejão (esposa de Bernardo Paz), Marepe, Ernesto Neto, Paul McCarthy, Doris Salcedo y Miguel Rio Branco. Está considerado el mayor espacio de arte al aire libre en América Latina, con un área de 300.000 m2 de jardines proyectados por Roberto Burle Marx.