El pasado mes de octubre se llevó a cabo en la Galería Gabriela Mistral del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes el primer seminario en Chile sobre restauración y conservación de obras de arte contemporáneo, bajo el título Desafíos en la Conservación de Arte Contemporáneo: Definiciones y Casos de Estudio Locales. Fueron dos días de discusiones que tuvieron como punto de partida el desafío que supone la conservación y restauración de arte contemporáneo en Chile, en términos de la generación de políticas públicas que rescaten y pongan en valor el patrimonio artístico contemporáneo a nivel de formación académica y desempeño profesional.

La restauración de obras contemporáneas presenta complejidades muy diferentes a las obras tradicionales, tomando en cuenta sus materiales,  formatos, contextos y significaciones. Asimismo, los restauradores chilenos han sido formados principalmente en base a la intervención de pinturas y se especializan generalmente en un solo material. Así, al enfrentarse a obras de arte contemporáneo tienen dificultad tanto para la realización de un diagnóstico como para proponer materiales y procesos de conservación y/o restauración, incluyendo las intervenciones de restauración.

El seminario también se centró en el caso de la colección de arte contemporáneo de la Galería Gabriela Mistral, compuesta por 138 obras realizadas en Chile desde 1990 hasta la fecha. Si bien el Estado invierte recursos en el manejo integral de estas obras (documentación, almacenamiento, conservación, restauración, embalaje y seguro) y en la difusión de éstas, al momento de iniciar acciones de conservación y restauración se producen serios inconvenientes que son el resultado del estado actual de esta disciplina en Chile.

La GGM propuso entonces este seminario para analizar, reflexionar y compartir problemas en torno a la conservación y restauración del arte contemporáneo como una especialidad diferente, con problemáticas, estudios y resultados aptos para su diversidad de formatos y materiales, y como una forma de instalar la problemática a nivel nacional y sentar las directrices que en el futuro apunten al diseño de estrategias y protocolos que garanticen la gestión responsable de este patrimonio cultural en función de su adecuada interpretación y valorización.

En el encuentro participaron expertos chilenos y extranjeros, entre ellos Arianne Vanrell Vellosillo, conservadora-restauradora del Departamento de Conservación-Restauración del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía en Madrid, España, y Mario Omar Fernández, quien se desempeña en Colombia como consultor privado de arte contemporáneo y asesor científico en procesos de creación de obras de artistas.

También asistieron Caroll Yasky, a cargo de la colección del Museo de la Solidaridad Salvador Allende (Chile); Vladimir Muhuvich Meirelles, artista, conservador y restaurador uruguayo; Paulina Santana Barria, conservadora-restauradora de Bienes Patrimoniales (Chile); Luis Solar Labra, conservador–restaurador del Museo Chileno de Arte Precolombino; Rodrigo Bruna, artista visual chileno; Angela Benavente, conservadora del Laboratorio de Pintura del Centro Nacional de Conservación y Restauración de Chile; María Irene Alcalde, curadora de la colección del Museo de Artes Visuales (MAVI), Chile; Gabriela Baldoma, Directora del IICRAMC (Instituto de Investigación, Conservación y Restauración de Arte Moderno y Contemporáneo) en Argentina; y Ximena Pezoa, encargada de la Colección de Arte Contemporáneo de la Galería Gabriela Mistral, con quien conversamos sobre los alcances y conclusiones de este seminario/taller.

A la der.: Ximena Pezoa, encargada de la Colección de Arte Contemporáneo de la Galería Gabriela Mistral. Cortesía: GGM

Alejandra Villasmil: Este es el primer seminario sobre restauración y conservación de obras contemporáneas en Chile. Esto es así, dada la falta de especialización y profesionalización en este campo en Chile, tanto a nivel público como privado. Cuéntanos un poco más sobre esta iniciativa

Ximena Pezoa: Efectivamente, este es el primer seminario sobre la conservación y restauración de arte contemporáneo realizado en el país. La iniciativa surgió del convenio de colaboración que firmamos en la Mistral con el Centro Nacional de Conservación y Restauración (CNCR) de Chile en el año 2012, y cuyo objetivo es otorgar la asesoría necesaria en temas de conservación, restauración y valoración de las obras por parte del CNCR de la DIBAM (Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos). Es así que durante nuestras reuniones con el CNCR llegamos a la conclusión de que no estaba instalado este tema desde los centros que realizan conservación y restauración. Por otro lado, los profesionales ligados al arte contemporáneo (artistas visuales, conservadores, y otros), tanto a nivel público como privado, no estaban actualizados. Fue entonces cuando decidimos armar el seminario.

A.V: ¿En qué estado, si se puede generalizar, se encuentran las obras de arte contemporáneo de la Colección de la GGM?

X.P: Hoy tenemos 138 obras de arte contemporáneo que se encuentran almacenadas en la única bodega climatizada para obras de arte que hay en Santiago (Vipack-Artpack). Asimismo, tenemos el 90 por ciento de las obras almacenadas en cajones especialmente diseñados para obras de arte. Están incorporadas al SURDOC, un sitio web de documentación de colecciones patrimoniales, y a nuestro sitio web.

A.V: ¿Cómo se ha ido llevando ese proceso de conservación y documentación hasta ahora? ¿Existe alguna metodología o praxis en particular?

X.P: La metodología tiene relación con la implementación de un plan de gestión integral del patrimonio; esto significa poner en práctica la Política de Selección e Incorporación de Obras al Estado, en cuanto a criterios de selección, documentación, bodegaje, embalajes, conservación, restauración y difusión, esto último a través del concurso de curaduría, exhibición de las obras y programa educativo-mediación que acompaña la exhibición de las mismas.

Asimismo, en paralelo generamos convenios de colaboración con las dos instituciones que lideran la documentación de obras (Centro de Documentación de Bienes Patrimoniales) y la conservación-restauración (CNCR).

A.V: El seminario se abordó desde dos perspectivas: el desafío institucional a nivel público y privado que plantea la conservación y restauración de arte contemporáneo, y por otro lado los desafíos disciplinarios que plantean la conservación y restauración de arte contemporáneo. En la primera instancia, ¿a qué conclusiones se llegó respecto a los principales desafíos que enfrentan las instituciones en Chile? ¿Cuál fue el diagnóstico, además, del manejo de obras en colecciones privadas y galerías?

X.P: En cuanto al desafío institucional cabe mencionar que como Estado somos responsables del resguardo, documentación, conservación, restauración y difusión del patrimonio cultural. En este sentido, como galería estatal y en alianza con el CNCR es que pudimos diagnosticar, con conocimiento preciso de la documentación, conservación y restauración de arte contemporáneo, que el desarrollo de estos temas es muy incipiente todavía. Sin embargo, cabe destacar que la nueva dirección de la Galería Gabriela Mistral, liderada por Florencia Loewenthal, ha tenido la visión estratégica en cuanto a promover programas y actividades que finalmente nos conduzcan al diseño e implementación de políticas públicas que resuelvan de manera eficiente y profesional el problema diagnosticado.

Por otra parte, en cuanto a los desafíos disciplinarios, sin duda que son considerables y de largo alcance, cuando hablamos del rescate del patrimonio artístico contemporáneo. En lo personal, en marzo del año 2008, mientras realizaba una pasantía en Smithsonian Institution, conocí a través de mi tutor, Jia Sun Tsang, la International Network for the Conservation of Contemporary Art (INCCA), que es la que desarrolló el proyecto Inside Installations, cuyo objetivo fue la investigación y producción de protocolos que permitan la documentación de instalaciones, entre el año 2004-2007; todo esto respaldado por el Netherlands Institute for Cultural Heritage.

Como continuación a este primer acercamiento al tema, el año 2009 comencé un Master in Museum Studies en New York University, donde realicé el curso The Challenge of Installation Art, dictado por mi tutor de tesis, Glenn Wharton, quien pertenece al directorio del comite de INCCA. En este curso estudiamos en profundidad el proyecto de Inside Installations. Es decir, como verás, son ya cinco años dedicados al arte contemporáneo y su documentación, catalogación y difusión, investigando con los involucrados directos del proyecto. Entonces, como consecuencia lógica del trabajo de años es que finalmente llegamos a realizar desde la galería un seminario sobre los desafíos que involucra la gestión del patrimonio contemporáneo, invitando a Arianne Vanrell del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, quien implementó el proyecto Inside Installations para IberoAmérica, y quien trabajó en una de las etapas con otros dos de los invitados al seminario, Gabriela Baldoma y Vladimir Muhvich, de Argentina y Uruguay. Con ellos ya estamos trabajando, en un equipo conducido por  la Directora de la Galería, en alianzas para generar proyectos conjuntos que tengan un impacto a nivel regional, es decir, en Argentina, España y Uruguay en lo inmediato.

En Chile no se estudia la documentación de obras de arte contemporáneo, no existen centros de investigación y menos profesionales en el ámbito que puedan abordar el tema desde la literatura y programas que existen a nivel internacional. Sin embargo, es fundamental dar a conocer lo realizado por el Centro de Documentación de Bienes Patrimoniales de la DIBAM, ya que ellos diseñaron, ejecutaron e implementaron el Programa de Documentación de Colecciones Patrimoniales SURDOC (documentación principalmente de objetos y arte moderno), liderado por Lina Nagel Lorena Cordero, quienes además son responsables de la traducción del thesaurus del Getty Institute, que norma el vocabulario que rige el arte y la arquitectura cuando se trata de establecer categorías y documentar las obras de arte.  A propósito, hace poco tuvimos el orgullo de participar nuevamente en una mesa de trabajo de encargados de colecciones patrimoniales (Museo Histórico Nacional, Museo Nacional de Bellas Artes y Galería Gabriela Mistral), cuyo objetivo era consensuar el vocabulario para la catalogación de obras, siendo la Galería el referente para la documentación y catalogación de arte contemporáneo, y en ese sentido un gran complemento a las otras colecciones.

Finalmente, es claro que el camino correcto y profesional para la documentación de arte contemporáneo parte primero por conocer y manejar el SURDOC (capacitación), realizando las alianzas estratégicas con las instituciones nacionales que lideran el tema, y luego Inside Installations, o sea, es un trabajo de estudio e investigación acuciosa y precisa de cada obra; no se puede reducir Inside Installations sólo a la aplicación de formularios. Como verás, el diagnóstico final luego del seminario realizado en la Galeria Gabriela Mistral es que falta desarrollo del tema en Chile, profesionalizar el ámbito no sólo en cuanto al manejo de los contenidos, sino de las buenas prácticas que permiten y garantizan el resguardo del patrimonio.

Arianne Vanrell Vellosillo, conservadora-restauradora del Departamento de Conservación-Restauración del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía en Madrid, España. Cortesía: Galería Gabriela Mistral

A.V: Sería interesante conocer más adelante los resultados de esos proyectos para Iberoamérica. Quisiera retomar la pregunta anterior, respecto a la preservación y documentación de obras de arte contemporáneo en colecciones privadas, sobre todo cuando se trata de instalaciones o de obras que emplean materiales efímeros ¿Se habló en el seminario de estos casos, particularmente en Chile?

X.P: Durante el seminario se presentó únicamente un caso de una colección privada que trabaja con arte contemporáneo y fue parte de la charla magistral de Mario Omar Fernández, conservador y consultor privado, quien trajo algunas referencias de colecciones privadas de Colombia. Finalmente, el seminario aspira también a actualizar los referentes históricos de las propias instituciones de tal forma que en futuras versiones podamos apreciar el trabajo que se hace con obras que son instalaciones (conceptualmente y formalmente) de forma precisa, y es aquí donde podemos aplicar el Inside Installations como lo hemos realizado desde la Galería Gabriela Mistral con el caso que presentamos (la obra Salto Mortale de la artista visual Maria Karantzi) y con el proyecto piloto que vamos a desarrollar junto a la Directora el próximo año. Finalmente, creemos que en la medida que desde el Estado (Galería Gabriela Mistral y Centro Nacional de Conservación y Restauración) vamos instalando este tema, como desafíos y problemas que surgen para dar paso a protocolos e iniciativas concretas de trabajo con estas obras, los coleccionistas, encargados y otros vinculados a este tipo de acervo comenzaran a involucrarse y atreverse a mostrar sus obras y los problemas que conlleva coleccionarlas.

A.V: ¿Qué papel tiene el artista, o el creador, en la preservación de sus obras?

X.P: La posibilidad de contar con la opinión del artista respecto a la documentación, manejo, montaje y conservación de su obra es fundamental. No significa que el artista deba responder sobre cuestiones técnicas, sino sobre la intención, el uso de los materiales, la presentación de la obra, su reinstalación, la preservación, conservación y restauración en función del significado e interpretación de la obra, y a esto apuntan las preguntas del protocolo que estamos implementando en la Galería.

A.V: ¿Debe, en cierta medida, preocuparse por la durabilidad de sus trabajos, o esto es tarea exclusiva del conservador? Entiendo que siempre ha existido un debate en torno a esto…

X.P: En lo personal no creo que sea responsabilidad del artista preocuparse de la durabilidad del trabajo, para eso están los curadores, conservadores y otros. Esto es pertinente si consideramos que la factura y durabilidad es parte de la semántica de la obra y por ende parte del juego artístico también. Entonces la durabilidad es tema de especialistas. Sin embargo, creo necesario que en las escuelas de arte los estudiantes tengan cursos sobre conservación preventiva, ya que de esta forma conocerán cuáles son los factores medio-ambientales que afectan directamente la materialidad de un objeto artístico.

A.V: ¿Cómo deberían estar diseñados -o qué deberían contemplar- los programas académicos en Chile que buscan profesionalizar la documentación, catalogación y conservación de obras de arte contemporáneo?

X.P: Deberían  simplemente incluir cursos teórico-prácticos sobre documentación, catalogación y conservación con un perfil claro. El próximo año nosotros desde la Galería vamos a abordar la documentación y registro de obras de arte contemporáneo.

The following two tabs change content below.

Alejandra Villasmil

Nace en Maracaibo (Venezuela) en 1972. Es Directora y Fundadora de Artishock. Licenciada en Comunicación Social, mención audiovisual, por la Universidad Católica Andrés Bello (Caracas, Venezuela, 1994), con formación libre en arte contemporáneo (teoría y práctica) en escuelas de Nueva York (1997-2007). En Nueva York trabajó como corresponsal sénior para la revista Arte al Día International (2004-2007) y como corresponsal de Cultura de la agencia española de noticias EFE (2002-2007). En Chile fue encargada de prensa y difusión para el Museo de Artes Visuales (MAVI), Galería Gabriela Mistral, Galería Moro y la Bienal de Video y Artes Mediales.