Skip to content

CLAUDIA CASARINO

Indeleble (2020)
Paraguay (la pieza se encuentra actualmente en Lima)
100 × 70 cm

$3.200.000

1 disponibles

Asunción, Paraguay, 1974. Estudió Artes Visuales en el ISA de la Universidad Nacional de Asunción. Desde el año 2006 es directora de la Fundación Migliorisi, institución abocada a la conservación, promoción y difusión del arte y el diseño. Entre sus exposiciones individuales recientes se encuentran Iluminando la Ausencia (Centro Atlántico de Arte Moderno, Las Palmas, España, 2018); Trastornos del Sueño (Haw Contemporary, Kansas City, 2017); Contrafuga (Centro Cultural de España Juan de Salazar, Asunción, 2017); El Borde no es la Frontera (Centro de Artes Visuales/Museo del Barro, Asunción, 2015). Ha participado en numerosas exposiciones colectivas en espacios como Museo del Barro (Asunción) y MUNTREF (Buenos Aires, 2015), así como en la Trienal Poli/Gráfica de San Juan (Puerto Rico, 2015); I Bienal de Asunción, Paraguay (2015); 54° Bienal de Venecia, Pabellón Latinoamericano IILA (2011); V Bienal del MERCOSUR, Porto Alegre, Brasil (2005); y VII Bienal de La Habana, Cuba (2000). Ha sido residente en Gasworks, Londres. En 2011 recibió la Mención de Honor del Premio Nacional de Bellas Artes de Paraguay. Su obra forma parte de la colección de Casa de las Américas, La Habana; Fundación Migliorisi, Asunción; Museo del Barro, Asunción; Colección de Arte Contemporáneo del Banco Interamericano de Desarrollo (EEUU); Victoria & Albert Museum (Londres) y Spencer Museum, Kansas (EEUU).

 


 

En Indeleble (2020) Casarino confronta camisas de algodón con imágenes serigráficas de plantas de yerba mate. Las camisas están confeccionadas con aopo’i, el tejido liviano de algodón que cruza la cultura textil del Paraguayvdesde tiempos precoloniales. Las camisas y las impresiones están manchadas, marcadas, con tierra colorada del Alto Paraná disuelta en agua. Una pintura indeleble. Los antiguos guaraníes decían que el rojo de esa tierra proviene de la sangre indígena derramada durante la violenta conquista de sus territorios. Pero aquel color también podría provenir, y esto sugiere la artista, de la vertida por los mensú, los tareferos que, en la misma región, recogían las hojas de yerba mate en condiciones extremas de explotación. Condiciones propias de un régimen esclavista causante del estrago corporal y, a menudo, la muerte de los trabajadores.

La artista se basa en un caso expuesto por Rafael Barret en El dolor paraguayo. Los mensú no contaban con más bienes que sus propias camisas: la cuidaban tanto que, antes que destrozarlas, preferían a veces exponer sus espaldas y terminar de desgarrarlas, que igual serían rajadas por la carga descomunal que portaban. Las camisas de los mensú eran usadas del revés, de modo a cubrir el pecho y dejar descubierto el dorso. Las prendas expuestas por Claudia Casarino llevan rastros terrosos, sangrientos, de otras camisas que buscan sustituir la parte restada a la espalda. Que buscan revertir la tragedia del espinazo condenado.

Ticio Escobar

*

Lee aquí una entrevista con la artista sobre este trabajo expuesto recientemente en Galería del Paseo, Lima

Dimensiones 100 × 70 cm
Título

Indeleble (2020)

Ficha técnica

Serigrafías de tierra colorada sobre lienzo y camisas de ao Po´i. Ed: 5 ejemplares.

Origen

Paraguay (la pieza se encuentra actualmente en Lima)

Alianza

El alianza con Galería del Paseo, Lima

Nota importante

Precio referencial, no incluye impuestos ni transporte.
Contactar al e-mail: [email protected]