Skip to content

MARÍA IBÁÑEZ LAGO

¿Así eran los árboles? (2019)
Francia
58 × 40 cm

$486.400

1 disponibles

Buenos Aires, 1960. Vive y trabaja en París. Estudió Escenografía y Pintura (Taller Zao Wou Ki) en la Escuela Nacional de Artes Decorativas de París. En Buenos Aires asistió a las Clínicas-Talleres de Diana Aisenberg, entre 2002 y 2008. Sus más recientes exposiciones personales son Souvenirs d’un futur proche, Salon H, París; Sous le sol, sous le soleil, Espacio Alma, París; y Sumak Kausay, una instalación en el Château de La Caze, Francia. En Argentina, ha expuesto individualmente en el Centro Cultural Borges, Palais de Glace, Centro Cultural Recoleta y el Centro Cultural de España, entre otros. Participa con el colectivo PintorAs en muestras en la Usina del Arte de Buenos Aires, Galería Magda Bellotti de Madrid, Galería Ruby de Buenos Aires, Casa Argentina de París, el Museo MACRO de Rosario y el MAC de Salta. Es co-fundadora del proyecto SIP (Space in Progress) para producir y dar visibilidad en Francia a las obras de artistas argentinos contemporáneos. Es curadora de las exposiciones producidas por el artist-run space Julio (París). También ha sido cofundadora del colectivo Viajar con lo Puesto y del proyecto Archivo Vivo, y ha editado varias publicaciones.

 


 

María Ibáñez Lago trabaja sobre la materialidad de la imagen y su relación con los objetos susceptibles de evocar una dramaturgia. Para ello, utiliza elementos escenográficos como dispositivos. En su obra, se refiere a la pintura desde una perspectiva histórica, empujando los límites que la definen, hasta que deja de ser imagen y se vuelve volumen. Piensa los componentes de las instalaciones como elementos de una dramaturgia silenciosa, que puede ser recompuesta por el espectador. Colecciona la representación de la energía en diferentes fuentes iconográficas, tanto científicas (diagramas y esquemas) como de la imaginería popular (ciencia ficción, manga, cine, libros esotéricos).

El concepto de energía está abarcado en su aspecto material y sus usos económicos, pero también en su descripción biológica y su significación mística, en una superposición de conceptos y representaciones. Subyace la denuncia del mal uso de esta energía, en relación con la explotación de los recursos naturales, su patrón económico y su rol en el cambio climático, de manera que las obras adquieren trascendencia política.

María Ibáñez Lago ve el mundo vegetal como una reserva de energía, relacionada con los alimentos, la alquimia de la fotosíntesis y sus poderes curativos. Las plantas se contemplan bajo el filtro nostálgico de su desaparición y su metamorfosis y se entienden como partícipes de la reconstrucción de la memoria colectiva.

Dimensiones 58 × 40 cm
Título

¿Así eran los árboles? (2019)

Ficha técnica

Pieza textil, óleo y acrilíco sobre algodón, rama de árbol, cadenas

Origen

Francia