La Galería Concreta del Centro Cultural Matucana 100 presenta Espacios para la femineidad, una muestra curada por Ixchel Ledesma (México, 1988) que toma como punto de partida el texto de Griselda Pollock Modernidad y espacios para la femineidad, donde la autora problematiza la noción de la Mujer como signo M_U_J_E_R.

Pollock argumenta que “la femineidad debe ser entendida no como una condición de la mujer, sino como la forma ideológica de regulación de la sexualidad femenina en el ámbito familiar, doméstico, heterosexual, regido, en última instancia, por las leyes”. En sus palabras “los espacios de la femineidad ideológicamente, pictóricamente entendidos, apenas articulan sexualidades femeninas” (Pollock,1992). Es decir, la Mujer como signo carga significados atribuidos por una cultura patriarcal que la delimitó a proyectarse en esos aspectos restringidos de la modernidad asumiéndolos como sus espacios de femineidad. Esta muestra pretende cuestionar estos espacios atribuidos a este signo lingüístico creando otras posibilidades en otros cuerpos.

Ciudad-Mujer-Ciudad (1978), de la artista mexicana Pola Weiss (1947-1990), es un video donde el cuerpo se desborda hacia afuera. Donde, parafraseando a Maite Garbayo, el cuerpo se excede y se derrama, abriendo la vía para salir del control performando el deseo en su corporeidad (Garbayo, 2016). “Pola feminizó el tema, trastocando la idea de que mujer equivale a naturaleza y hombre a civilización. Planteó el cuerpo como metáfora de la ciudad y a la ciudad asumida como performance: vivimos la urbe y ella nos vive”, en palabras de Mónica Mayer.

A boca de jarro. Silvia Mónica (2008), de la artista argentina Ana Gallardo (1958), es un video donde Silvia Mónica, una trans de 60 años militante de Ammar Capital, una organización de mujeres que han trabajado en la prostitución callejera. No se reconocen como trabajadoras sexuales, es decir, que no eligen la prostitución como forma de vida si no que llegan a ese trabajo por fuerza mayor. Silvia Mónica siempre quiso ser cantante. En este proyecto, canta con música de un tango popular una nota periodística que expone el tema de la prostitución infantil en Argentina, haciendo evidente la transformación del cuerpo y la violencia ejercida en ciertos oficios asociados a lo femenino.

Minerva Ayón, TECHNODILDONICS. Pounce.N.Bounce add, 2019. Dirección y animación: Minerva Ayón y Luis Nava. Música: Luis Nava. Duración Aproximada: 1 minuto. Cortesía de la artista

TECHNODILDONICS. Pounce.N.Bounce add (2019), de la artista mexicana Minerva Ayón (1985), consiste en un performance en donde cuerpos vestidos de indumentos sin género aplicable danzan alrededor de cerámicas construidas en forma de dildos gigantes. Los nombres de las cerámicas provienen de los nombres de viajes en parques de diversiones (Great Chase, Sky Screamer, etc). Mientras este cuerpo indescriptible baila alrededor de estas esculturas, el espectador cambia su rol y se convierte en usuario gracias a la plataforma interactiva Chaturbate, donde personas de todo el mundo ofrecen chat de sexo gratis durante todo el día.

Technodildonics es heredera de las prácticas feministas de la década de los 80 en las que el teatro, la ironía y la relación con la indumentaria son capaces de reinventar roles sociales y nuevos cuerpos. En este performance, Ayón hace una lectura desde su presente como artista incorporando a la tecnología que nos atraviesa como generación. En este sentido el acto de identificación del espectador como usuario propone nuevas formas de sensibilidad, afecto e intercambio. Esta pieza establece una relación entre los cuerpos liberándolos y reinventándolos, accediendo a otras posibilidades de deseo y cuestionando el canon establecido por la cultura.

Según la curadora, Espacios para la femineidad cuestiona qué y cómo se determinan los espacios de la feminidad hoy; qué rol juega la violencia de género; cómo se delimita nuestra libertad en el espacio y nuestra independencia en relación a la construcción de género; en qué sentido se ejerce una violencia al situar a las mujeres en ciertos oficios; y en qué medida se podrían replantear nuevas formas de habitar tanto cuerpos como espacios desde lo virtual.

“Esta muestra problematiza los parámetros de la femineidad, y pretende construir espacios nuevos donde el signo mujer de la modernidad se transforme y, parafraseando a Rosi Braidotti, se abra alegre a la creación de nuevas posibilidades”, puntualiza.

Ana Gallardo, A boca de jarro. Silvia Mónica, 2008. Mujer: Silvia Mónica. Duración Aproximada: 6 minutos. Cortesía de la artista

ESPACIOS PARA LA FEMINEIDAD

Galería Concreta del Centro Cultural Matucana 100, Av. Matucana N° 100 Estación Central, Santiago de Chile

Del 8 de marzo al 14 de abril de 2019

Imagen destacada: Pola Weiss, Ciudad-Mujer-Ciudad,1978. Productora: ArTV. Música: Metrofonía de Kitzia Weiss e Yma Ríos. Asistente: Magdalena Hernández. Mujer: Vivian Blackmore. Duración Aproximada: 18 minutos.Transferido a digital Fondo Pola Weiss, Centro de Documentación Arkheia, Museo Universitario Arte Contemporáneo, UNAM. Cortesía: Fondo Pola Weiss, Centro de Documentación Arkheia, Museo Universitario Arte Contemporáneo, UNAM.