La muestra Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles, que se puede ver en la galería del Centro Cultural Matucana 100 hasta el 27 de mayo, es un refrescante ejercicio curatorial de reinserción en el presente de algunas de las obras y prácticas artísticas emblemáticas del proyecto Hoffmann’s House (H’s H), concebido por los artistas chilenos Rodrigo Vergara y José Pablo Díaz en 1998, cuando recién egresaban de la carrera de arte.

Buscando romper con el hermetismo y las restricciones de las operaciones del circuito del arte local de finales de los 90, donde las oportunidades de exponer para los artistas emergentes eran nimias, ambos artistas idearon este proyecto inclusivo y nómada, tomando como contenedor físico de ideas y obras experimentales una mediagua, esa vivienda precaria, de emergencia y de bajo costo que para los efectos de este proyecto vino a simbolizar la misma condición frágil del sistema del arte contemporáneo chileno.

Veinte años después, para celebrar la efeméride fundacional de Hoffmann’s House, Los Nuevos Sensibles –parte constitutiva del mismo proyecto y también articulado por Vergara y Díaz- reúnen en el vasto galpón de M100 algunas de sus obras claves, junto a otras creadas especialmente para la ocasión. No solo está la mediagua con obras de Camilo Yáñez, Mario Navarro, Cristián Silva, Magdalena Atria, Francisca Sánchez, Nicolás Orellana, Fabiola Burgos y Rodrigo Araya, sino dos grandes construcciones de árboles secos (ambas levitando) en las que se invita a escuchar una serie de piezas sonoras.

Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte

En Las uvas y el viento (2018) escuchamos por algunos audífonos grabaciones de pajaritos, por otros el disco Todos viven lejos 2, editado por H’s H y Hueso Records, con temas de Tobías Alcayota, Dante Jodorowsky, Zoe Senise, Indias Indios, The knocks knocks, Montaña Extendida y Hablemos del Alma. Esta instalación sonora se presentó por primera vez en el 2008 en Barcelona, con el volumen I de esta compilación, que trae temas de Carlos Cabezas, Chinoy, Nutria N.N, Makaroni, Purdy Rocks y Sokio, entre otros artistas.

A otro lado de la sala vemos un árbol seco en posición invertida, también colgando del techo, que viene a ser la reconstrucción de Músicas Colgantes, instalación acústica que Hoffmann’s House exhibió en la Bienal de Mercosur del 2009. De varios audífonos salen las pistas de un disco de bandas brasileñas amateur que Carlos Cabezas -ícono de la experimentalidad sonora en los años 80 en Chile- grabó en Porto Alegre, la ciudad donde se celebra la Bienal de Mercosur, para añadir calidez y cierto aire de extrañeza a esta exposición.

Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte

Estos no son los únicos componentes acústicos de la muestra, que precisamente refleja la transversalidad de medios con los que ha venido trabajando H’s H a lo largo del tiempo: video, música experimental, instalación, performance, objetos, fotografía, entre otros. En una esquina se ha habilitado un escenario para la presentación en vivo de bandas y músicos que han formado parte de la historia de Hoffmann’s House, más invitados. El 10 de abril se presentaron Hablemos del alma, The knocks knocks y Nutria N.N, y el próximo 23 de mayo, como evento de cierre de la muestra, estarán tocando en vivo –y gratis- Indias Indios, Fulin Lawen y Minimal Technology.

También se ha habilitado en el espacio una sala de cine para la proyección del segundo capítulo de The Bolivarian Dream, un extraordinario ciclo de videos de artistas latinoamericanos curado por H’s H, junto a Andrés Marroquín, Carolina Ruiz y Eugenia González, en el que destacan los trabajos de Pablo Uribe (Uruguay), Paula Massarutti (Argentina), Wilson Díaz (Colombia) y Marcela Moraga (Chile).

De Moraga también se proyecta –afuera en la galería- un inquietante video performance (Una cuerda y una carga, 2013), en el que la artista emprende la absurda pero simbólica tarea de tratar de mover una pesada construcción de concreto solo con su fuerza aplicada a una soga de 100 metros amarrada a la pesada estructura, una reliquia que dejó el proyecto urbanístico Germania concebido por Adolfo Hitler para Berlín. Según la artista, se trata de una gran construcción de cemento que tenía por objetivo simular el peso que podría tener el gigantesco arco de triunfo que Hitler tenía planeado para la nueva capital del mundo. Pero como Germania no se terminó de construir, quedó abandonado por varios años después de la Segunda Guerra Mundial. Debido a la existencia de edificios de departamentos alrededor del cilindro de cemento, éste nunca se pudo dinamitar, por lo que la alcaldía decidió finalmente declararlo lugar conmemorativo. Moraga trata de hacer ese trabajo de extinción mediante un gesto poético y visualmente poderoso.

Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte

Otra obra significativa de Hoffmann’s House presente en la exposición es Si lo puedo hacer aquí, lo haré en cualquier parte, compuesta por 144 páginas de una solicitud autocopiativa para obtener una cuenta corriente en el Banco de Chile, intervenidas por 72 artistas chilenos, entre ellos Cristóbal Lehyt, Manuela Viera-Gallo, Rodrigo Lobos, Juan Pablo Langlois, Catalina Bauer, Juvenal Barría, Nicolás Grum, Alejandra Prieto, Klaudia Kemper y Diego Fernández. El trabajo alude a la responsabilidad de dicho banco como cómplice del traspaso de dineros ilegales realizado por el general Augusto Pinochet al Banco Riggs de Nueva York.

Hoffmann’s House tiene planeado llevar esta misma muestra a Valparaíso, para así llegar a otros públicos. De lo que pase de allí en adelante pocos se atreven a especular. Pero lo más probable es que Los Nuevos Sensibles sigan articulando espacios de cooperación, experimentales, multidisciplinarios y lúdicos como este, que tanta falta hacen en el circuito local.

Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
Vista de la exposición "Hoffmann’s House Presenta: Los Nuevos Sensibles", en la galería de artes visuales de Matucana 100, 2018. Foto: Benjamín Matte
The following two tabs change content below.

Alejandra Villasmil

Nace en Maracaibo (Venezuela) en 1972. Es Directora y Fundadora de Artishock. Licenciada en Comunicación Social, mención audiovisual, por la Universidad Católica Andrés Bello (Caracas, Venezuela, 1994), con formación libre en arte contemporáneo (teoría y práctica) en escuelas de Nueva York (1997-2007). En Nueva York trabajó como corresponsal sénior para la revista Arte al Día International (2004-2007) y como corresponsal de Cultura de la agencia española de noticias EFE (2002-2007). En Chile fue encargada de prensa y difusión para el Museo de Artes Visuales (MAVI), Galería Gabriela Mistral, Galería Moro y la Bienal de Video y Artes Mediales.