Por Paz Guevara

Freedom First, la serie de dibujos que presenta Fernando Bryce en la Galerie Barbara Thumm de Berlín, captura los intrincados acontecimientos de la Guerra Fría, los líderes emblemáticos de la época, y la lucha por reclamar el ideal y la palabra más disputada: la libertad.

Basada en las portadas de varias revistas fundadas o apoyadas por el Congreso para la Libertad Cultural (CCF) desde su fundación en 1950 en Berlín Occidental hasta finales de la década de 1960, la icónica apropiación y reinscripción de materiales históricos de Bryce crea un gran cuadro geopolítico fragmentado. Compuesta por 79 dibujos dispuestos en una configuración densa en la pared, el espectador se enfrenta a una extensa crónica visual de los acalorados debates culturales y políticos del período de la posguerra. Sin embargo, Freedom First también es extrañamente familiar: nos regresa la mirada a la Guerra Fría y a las líneas de conflicto que todavía acechan los acontecimientos políticos de hoy.

La tinta negra sobre papel, característico de la obra de Bryce desde finales de la década de 1990, es el medio empleado en estos dibujos, en los que emerge una tensión gráfica y temporal. Sus líneas, altamente contrastadas y asiduas, nos llevan de vuelta a los titulares e imágenes que circularon en tiempos pasados. En el estudio de Bryce, los documentos se estructuran de nuevo, se reproducen y se filtran a través de la lógica del blanco y negro. Este método reductivo elimina el poder seductor del color. Al contrario, las imágenes ganan un atractivo dramático reminiscente del cine negro. En el estilo iconográfico de Bryce, el documento se convierte en su doble, una imagen. Y cualquier reclamo de objetividad es entonces eliminado.

Vista de la exposición de Fernando Bryce en Galerie Barbara Thumm, Berlín, 2018. Foto: Jens Ziehe
Vista de la exposición de Fernando Bryce en Galerie Barbara Thumm, Berlín, 2018. Foto: Jens Ziehe

Como meta-historiador, Bryce organiza los dibujos en grandes grupos de tal manera que surgen diferentes relaciones, similitudes y contrastes de eventos, dibujando la historia una vez más.

A través de su proceso de “análisis mimético”, como él lo ha llamado, el artista no solo investiga, sino que tuerce las formas en que se ha contado, representado y hecho público la historia. Dentro de la práctica del arte conceptual, el acto de reproducción crea un retrato no del contenido original, sino de su propio tiempo. Las imágenes de tipo noir y los reensamblajes históricos de Bryce retratan el lado oculto y oscuro de esas imágenes: una visión crítica del drama y la violencia que subrayan los eventos en cuestión. En última instancia, Bryce, un copista contemporáneo, se involucra en la política y la estética de la “batalla de imágenes” de la Guerra Fría. Al reinscribirlas, se discuten las paradojas del discurso de la libertad occidental y la máquina de propaganda cultural al frente de la lucha por la hegemonía global.

La serie de dibujos Freedom First incluye reproducciones de portadas con las principales preocupaciones y tópicos publicados en las revistas del CCF, como las ilusiones perdidas del comunismo (1950), el legado de Stalin (1953), las lecciones de Guatemala (1954), la Conferencia Bandung (1955), la lucha en Vietnam (1955), la crisis en Indochina (1955), un homenaje al levantamiento en Hungría (1956), las luchas anticoloniales en Argel (1958), el debate en torno a Pablo Neruda (1958), la revolución cubana (1959), Ho Chi Minh en Vietnam (1959), Patrice Lumumba en el Congo (1960), todo esto entrelazado con las actividades del CCF, incluida su conferencia fundacional en Berlín Occidental (1950) y su conferencia en Milán llamada El Futuro de la Libertad (1955).

Vista de la exposición de Fernando Bryce en Galerie Barbara Thumm, Berlín, 2018. Foto: Jens Ziehe

Fundado en Berlín Occidental en 1950, el CCF fue la primera gran reunión de intelectuales izquierdistas no comunistas en el período de la posguerra. Rechazando la neutralidad, pidieron la libertad cultural contra los regímenes totalitarios dentro de un paradigma de Occidente versus Oriente. El CCF operaba desde 35 oficinas en todo el mundo, creando y apoyando revistas, conduciendo conferencias y festivales, y estableciendo una red transnacional de intelectuales liberales. En 1967 se reveló que había sido financiado encubiertamente por la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de Estados Unidos, causando un escándalo. La cuestión fundamental de la posible autonomía frente a la instrumentalización de la cultura sigue afectando el legado del CCF hasta el día de hoy.

El título Freedom First se refiere a la revista homónima del CCF publicada en Mumbai, India, desde 1952. La serie actual de Bryce incluye referencias iconográficas a portadas de publicaciones del CCF como Der Monat (Alemania), Encounter (Reino Unido), Science and Freedom (Reino Unido), The New Leader (EEUU), Preuves (Francia), FORVM (Austria), Black Orpheus (Nigeria), Africa South (Sudáfrica), Freedom First (India), Quest (India), Sasanggye (Corea del Sur), Examen (México), Cuadernos (París), Cadernos Brasileiros (Brasil) y Cultura y Libertad (Chile).

La exposición de Bryce incluye una gran serie de dibujos originalmente concebida para la exposición Parapolitics: La libertad Cultural y la Guerra Fría, en Haus der Kulturen der Welt en Berlín, presentada de noviembre de 2017 a enero de 2018, junto con las series Paradoxurus adustus y Auf Frischer Tat (Caught Red Handed), y una nueva serie de dibujos especialmente concebidos para la exposición en Barbara Thumm.

Fernando Bryce, Sin título, 2018, tinta sobre papel, 100 x 70 cm. Cortesía del artista y Galerie Barbara Thumm, Berlín.
Vista de la exposición de Fernando Bryce en Galerie Barbara Thumm, Berlín, 2018. Foto: Jens Ziehe

Imagen destacada: Fernando Bryce, Sin título, 2018, tinta sobre papel, enmarcado, 118 x 228 x 4,5 cm. Vista de la exposición en Galerie Barbara Thumm, Berlín. Cortesía del artista y Galerie Barbara Thumm. Foto: Jens Ziehe