María Wills (Bogotá, Colombia 1979) ha sido nombrada curadora de Momenta 2019, la Bienal de la Imagen de Montreal, que tendrá lugar entre septiembre y octubre del próximo año. Su propuesta curatorial se titula La vie des choses (La vida de las cosas) y en ella se explorará la relación entre imagen y objeto a través de 12 exposiciones individuales y colectivas de artistas internacionales en diversos museos y espacios de la ciudad canadiense.

“En nuestra sociedad de consumo, donde el exceso es un componente más de la existencia, los objetos terminan siendo efímeros, perdiendo su potencial simbólico. En Momenta 2019 el objeto entendido a partir de la imagen asumirá un carácter, casi una personalidad”, apunta la propuesta curatorial de Wills, que incluye fotografías y videos de unos 30 artistas –aún por definir- que ofrecerán “una perspectiva de las cosas en su dimensión metafísica, en su carácter más allá de la materia”.

La muestra traerá en este sentido miradas sobre el universo que se construye entre las personas y sus entornos; se revisará la estética íntima y otras veces pública que asumen fotógrafos y artistas en relación con las cosas: composiciones y construcciones, usos alternativos de objetos abandonados, esculturas involuntarias como las denominaba Brassaï, según la curadora colombiana, cuyo proyecto para la 16° edición de Momenta fue seleccionado entre otros cinco.

Las exposiciones de la bienal buscaran plasmar cómo el ser es una mezcla entre sujeto y objeto; el uno puede convertirse en el otro. El objeto termina siempre marcado por una huella, un recuerdo o una evocación que lo carga de subjetividad. El peso no solo funcional sino sicológico del objeto se observa en fenómenos como el fetichismo e incluso en estudios científicos sobre la consciencia que existe en la materia.

La Bienal tendrá varios ejes temáticos de desarrollo. Se verán las cosas como trazos de una existencia, como diarios de vida, como monumentos al olvido. También se analizará el objeto desde su frente más surrealista y por ello como protagonista de una narrativa de lo absurdo. Otra perspectiva profundizará sobre el concepto de “naturaleza muerta” y desde allí se extenderá una reflexión sobre la muerte de la naturaleza que vivimos hoy por la crisis ambiental.

Otro capítulo desarrollará la importancia cultural del objeto y su potencial como icono o símbolo de un grupo social específico, en donde adquiere en muchos casos un matiz místico o esotérico. También el cuerpo cosificado y el objeto que puede terminar siendo performático por gestos humanos que asimila.

Para cumplir con sus nuevas labores, María Wills dejará su cargo de Directora del programa Visionarios en Instituto de Visión (Bogotá), que será asumido por el equipo de dirección actual, aunque la curadora seguirá asesorando el programa de manera externa.

Entre las exposiciones que ha organizado se encuentran Urbes Mutantes: Latin American Photography 1944–2013, en el International Center of Photography (Nueva York) y el Museo de Arte del Banco de la República, en Bogotá, institución esta última donde fue curadora entre 2009 y 2014; y una retrospectiva del fotógrafo colombiano Fernell Franco, que itineró por la Fondation Cartier pour l’art contemporain (París) y el Centro de la Imagen en Ciudad de México. María Wills también co-curó la muestra Oscar Muñoz. Protografías, que recorrió el Jeu de Paume de París, el Museo de Arte Latinoamericano (MALBA), en Buenos Aires, y el Museo de Arte de Lima, entre 2011 y 2013. Actualmente es la principal investigadora en el proyecto Los Cuatro evangelistas, procesos de consolidación de la curaduría en Colombia, a ser publicado en 2018.