La Galeria Nara Roesler en Río de Janeiro presenta rec / rio, una muestra que reúne más de 90 trabajos de Paulo Bruscky, articulados en torno a tres núcleos: obras propuestas para la ciudad de Río pero nunca realizadas; obras creadas mientras estuvo en Río; y obras producidas específicamente para esta exhibición.

Paulo Bruscky, pionero del arte Xerox, arte correo y arte fax, emergió de la escena artística brasileña de finales de los años 60, uno de los períodos de opresión política estatal más oscuros de la nación. A pesar del áspero clima político, se resistió a las estructuras autoritarias, realizando happenings e intervenciones y empujando los límites de la experimentación a través del empleo del humor y los juegos de palabras. Como él mismo afirma, nunca pidió permiso al gobierno para hacer su arte, incluso cuando esto lo llevó a prisión; y aunque muchos de sus proyectos ganaron competiciones importantes, éstos casi siempre fueron censurados.

Vista de la exposición de Paulo Bruscky, "rec-rio", en Galeria Nara Roesler, Río de Janeiro, 2016. Foto: Pat Kilgore © Galeria Nara Roesler
Vista de la exposición de Paulo Bruscky, "rec-rio", en Galeria Nara Roesler, Río de Janeiro, 2016. Foto: Pat Kilgore © Galeria Nara Roesler

En rec / rio se presentan más de 50 de sus propuestas para la ciudad de Río. Algunas ya se han realizado, como Fogueira de gelo, finalizada durante la Bienal de São Paulo de 2010, pero la mayoría permanecen inacabadas. En respuesta a esto, la Galeria Nara Roesler ha producido, por primera vez, la obra Tiro ao alvo. Propuesta por primera vez en 1971 para el Primer Salón de Arte de Eletrobras –y rechazada-, la obra interactiva consiste en luz atrapada por espejos, proyectándose y encendiendo una radio como resultado final.

“No me sorprendió el rechazo en el momento”, dijo Bruscky al periódico O Globo. “Había creado una obra que accionaba un dispositivo a través de energía fotoeléctrica para un salón patrocinado por una compañía eléctrica”, añade con ironía.

Vista de la exposición de Paulo Bruscky, "rec-rio", en Galeria Nara Roesler, Río de Janeiro, 2016. Foto: Pat Kilgore © Galeria Nara Roesler

Conocido por su participación activa en el movimiento internacional de arte correo y por las relaciones dinámicas que forjó con artistas internacionales, entre ellos los de los movimientos Fluxus y Gutai, Bruscky siempre ha sido un artista en comunicación con el mundo.

En rec / rio se presentan obras que creó en el aire, mientras viajaba a Río. Una suerte de comunicación con sí mismo, su Poema para VoAR se manifiesta en dos aeroplanos unidos entre sí para formar uno solo. Sus comunicaciones se extienden a la gran población de Río con la publicación, el 30 de julio de 2016, de uno de sus icónicos anuncios clasificados en el periódico O Globo, en el que llama a los lectores a visitar la galería para tener su copia firmada por el artista el día de la inauguración.

Vista de la exposición de Paulo Bruscky, "rec-rio", en Galeria Nara Roesler, Río de Janeiro, 2016. Foto: Pat Kilgore © Galeria Nara Roesler
Vista de la exposición de Paulo Bruscky, "rec-rio", en Galeria Nara Roesler, Río de Janeiro, 2016. Foto: Pat Kilgore © Galeria Nara Roesler

Siempre contemporáneo, pero nunca obvio en su proceso y creación, Bruscky da un twist al statu quo, como se ve en sus «selfies» de pies (Pes de Bruscky I y II) y en sus pinturas hechas con petardos (Traques II). La muestra trae viejos recuerdos y nuevas obras a Río, añadiendo profundidad y capas a su cuerpo de trabajo existente, que se extiende por más de 45 años.

Su obra refleja un compromiso simultáneo con un marco artístico local y con una red global, lo cual Bruscky filtró y documentó a través de libros de artista, intervenciones urbanas, performances, poesía visual, Super 8s, avisos clasificados y esculturas ready-made.

Atravesando múltiples medios y a menudo empleando su entorno como materia prima, su producción no puede ser catalogada como un cuerpo unificado de trabajo. Por el contrario, la experimentación poética, la versatilidad de medios y un interés en los procesos de circulación y distribución se encuentran en el núcleo de la práctica de Bruscky, que se niega a ser atada a un medio, forma o movimiento.

Vista de la exposición de Paulo Bruscky, "rec-rio", en Galeria Nara Roesler, Río de Janeiro, 2016. Foto: Pat Kilgore © Galeria Nara Roesler

PAULO BRUSCKY: REC / RIO

Galería Nara Roesler, Río de Janeiro, Brasil

Hasta el 22 de septiembre de 2016