Arco es una feria de arte que nació hace más de treinta años en una España que celebraba el fin del franquismo y la apertura de un país con ciertos retrasos a un mundo en pleno crecimiento, donde el arte estaba ocupando cada día un rol más protagónico. Los ochenta en Madrid fueron una “movida” de creatividad, locura y búsqueda por recuperar una modernidad que se había quedado detenida en el tiempo. Así, Arco ha ido creciendo y consolidándose como una feria de nivel internacional que ha dado a España un lugar en el mercado del arte contemporáneo mundial.

El camino no ha sido fácil y los últimos años la situación financiera española amenazó más de una vez con la posibilidad de que la feria dejara de existir. Afortunadamente, y gracias a la gestión de sus organizadores, a los cientos de coleccionistas internacionales invitados, a las galerías participantes y principalmente al talento de los artistas, este 2013 la edición de Arco ha sido un rotundo éxito. Y no lo digo solamente por los puntos rojos que he conseguido ver junto a las obras, sino por las muchas conversaciones que tuve con artistas y galeristas que el día de la apertura desconfiaban de lo que pudiera ocurrir, y que han cerrado el pasado domingo con saldos muy positivos.

Como muchos sabemos, el motor principal del arte no son necesariamente las ventas, sino la creación de conocimiento y la reflexión estética. Bajo esta premisa, creo que es interesante destacar los muchos encuentros e intercambios de pensamientos, opiniones e ideas que se dan lugar en estos contextos.

Durante la semana pasada ocurrieron una gran cantidad de eventos culturales en Madrid y visitaron la ciudad un gran número de comisarios, artistas, críticos e investigadores de todo el mundo, directores de museos, fundaciones y bienales. Con base en todas esas interesantes conversaciones que pude tener, y mediante las conferencias, foros y encuentros profesionales que Arco organizó, y por supuesto desde mi propia subjetividad, he elaborado mi lista de favoritos que comparto con ustedes.

600064_10152576162710156_675455875_n-600x400

ARCOmadrid 2013 | Recorrido con los curadores por Solo Projects. Foto: Raúl de la Cruz

 

Empezando por las zonas de proyectos comisariados dentro de la feria estaban los Solo Objects, donde destacaba la pieza de Guillermo Mora, Entre tú y yo, una masa enorme y delicada de maderas unidas por bisagras pintadas de rosa flúor. Mora trabaja con la “materialización” de la pintura utilizándola como medio y soporte, creando piezas de gran atractivo estético y que encierran interesantes metáforas sobre el arte y sus herramientas. Ha sido uno de los artistas del año en Madrid con un premio actualmente en el concurso “Generaciones” de la Casa Encendida y presencia triple en Arco con sus galerías Formato Cómodo y Casa Triángulo. En la misma selección de objetos se encontraba la pieza En algún lugar ninguna parte, Proyectos no ejecutados de Le Corbusier de Dionisio González, un estudio de imágenes sobre arquitectura e ideas utópicas que tienen como comienzo o final la pulverización de las formas e ideales de la arquitectura y el arte.

Guillermo-Mora.-Entre-tú-y-yo-600x446

Solo Objects. Guillermo Mora, Entre tú y yo. Instalación, 2012. 200 metros de bastidores fragmentados y ensamblados mediante bisagras metálicas. Dimensiones variables (pieza móvil). Cortesía del artista.

 

DionisioGonzalez.En-algun-lugar-en-ninguna-parte.-proyectos-no-ejecutados-de-LeCorbusier1-600x445

Solo Objects, Dionisio González, En algún lugar ninguna parte, Proyectos no ejecutados de Le Corbusier. Cortesía: Arco

 

En el pabellón contiguo estaban los Solo Projects: Focus Latinoamérica. Con una importante presencia chilena, destacaban las instalaciones de Isidora Correa Línea Discontínua, acompañada por su galerista Paul Birke de Die Ecke; Álvaro Oyarzún, con La  Comunidad y el respaldo de Galería AFA (Irene Abujatum y Elodie Fulton); y también Bernardo Oyarzún, con los videos del proyecto Cabezas Voladoras, representado por su galería francesa Berdana Pinel. Lamentablemente para los chilenos, y a pesar del éxito que tuvo la obra de Álvaro Oyarzún entre la prensa y los coleccionistas, el premio de los Solo Projects otorgado por Illy SustainArt fue para Julia Rometti y Víctor Costales, con el proyecto El anarquismo mágico. Sin duda un proyecto merecedor de premio aunque mi favorito indiscutible del focus latinoamericano estaba presentado por Proyectos Monclova con una contundente muestra de la obra de Francoise Boucher, La duración del presente (notas sobre la frecuencia). Este artista colombiano viene desarrollando una obra que sienta bases firmes en la filosofía y un mundo metafísico y poético. Su Solo Project constaba de varios objetos, un pase de película en formato Super 8 y algunos dibujos y grabados que ilustraban un estudio detallado sobre la existencia del presente como espacio tiempo.

IsidoraCorrea.vista2_.mail_-600x450

Solo Projects, Isidora Correa, Línea Discontinua, instalación de objetos y mesas de luz. Foto: Carolina Castro J.

 

la-foto-1-600x450

Solo Projects, Álvaro Oyarzún, La Comunidad, instalación de dibujos sobre papel. Foto: Carolina Castro J.

la-foto-600x450

Solo Projects, Bernardo Oyarzún, Cabezas voladoras, video instalación. Foto: Carolina Castro J.

JuliaRomettiYvictorCostales.mail_-600x450

Solo Project, Julia Rometti y Víctor Costales con el proyecto «El anarquismo mágico». Premio Illy SustainArt. Foto: Carolina Castro J.

 

FrancoiseBoucher.ProyetoMonclova.mail_-600x450

Solo Project, Francoise Boucher, La duración del presente (notas sobre la frecuencia), en Proyectos Monclova. Foto: Carolina Castro J.

 

 

FrancoiseBoucher.mail_-600x351

Solo Project. Francoise Boucher, La duración del presente (notas sobre la frecuencia). Proyectos Monclova. Fotografía de Carolina Castro J.

 

Pasando a la sección de las galerías se hacía más difícil fijar la mirada en obras que por abundancia quedaban anuladas, pero entre tanto era posible reconocer piezas de artistas referenciales como Francis Bacon, Alfredo Jaar, Jenny Holzer, Ai Wei Wei, Antoni Muntadas, Jesús Soto, Phillipe Parreno y Liliana Porter. La mayoría de las galerías optaron por destacar a uno de sus artistas, los cuales no necesariamente están entre mis favoritos, algunos de ellos tan reconocidos como los anteriores y otros completamente nuevos en el panorama del arte. Destacaron ante mis ojos las pinturas de Nacho Martín Silva en galería Nuble. El Gran Estudio es un proyecto que consiste no sólo en las fantásticas pinturas que se pueden ver colgadas en la pared, sino que es un extenso work in progress donde el público participa en el proceso de creación, convirtiendo al artista en un medio, utilizando la pintura como soporte de un mundo de imágenes colectivas. Recomiendo visitar su blog.

StandNuble-600x387

Stand de galería Nuble, obra de Nacho Martín Silva «El Gran Estudio».  Cortesía del artista.

180-x-300-rebelion-600x366

Nacho Martín Silva, Rebelión (El gran estudio), 2012-2013, óleo sobre lienzo,180 x 300 cm. Cortesía del artista

Otro destacado en mi lista es Leandro Erlich con una hermosa pieza de video filmada desde la cabina de un avión y presentada en la galería Nogueras Blanchard, que hace poco abrió sede en Madrid. Ahí mismo estaba Ignacio Uriarte con algunos dibujos, como White Rhombous, que tiene su punto de partida en elementos de la oficina como los bolígrafos (azul, negro, rojo y verde) para amplificar a través de su obra la repetición sistemática y la serialización.

Otro trabajo notable es el de Marlon de Azambuja en la galería Max Estrella, uno de los dibujos sobre fotografías de enormes dimensiones de su serie Gran Fachada que, como todos los proyectos de este artista, muestran un proceso de intensa reflexión que da forma a sus pensamientos y obsesiones a partir de su habilidad para relacionarse con el entorno que habita e influye su obra, provisto de un gran sentido del humor, crítico y poético. Uno de mis artistas italianos favoritos, Antonio Rovaldi, presentaba en galería The Goma una serie de fotografías sobre su visita al bosque donde muriera el escritor Robert Walser. Este artista trabaja tomando como punto de partida su experiencia in situ con el paisaje creando sutiles relatos con las historias en las que se involucra. Como artista destacado por la misma galería, y con mucho éxito entre los coleccionistas, estaba el chileno Pablo Jansana, quien ya ha realizado dos individuales con su galería española desde que abriera en 2011. Su obra traza interesantes investigaciones entre el formalismo pictórico, su límite con la escultura y la historia del arte reciente. Otra chilena destacada y cuyos dibujos han estado en la pasada edición de la Bienal de Sao Paulo es Sandra Vásquez de la Horra, representada por galería Senda de Barcelona. Y representado por su galería de Tenerife, Leyendeker, estaba Gianfranco Foschino con sus videos Lota y Fluxus, los que parecían aislados en el tiempo y la velocidad de la fería. Las imágenes que este artista captura responden a una contemporaneidad que pareciera no existir en la vorágine del arte.

StandNoguerasBlanchard-600x399

Stand de Nogueras Blanchard en Arco. Obra de Leandro Erlich, «El avión», 2011, estructura de metal, pantalla HD y fibra de vidrio, e Ignacio Uriarte, «White rhombus», 2011, bolígrafo sobre papel. Fotografía de Roberto Ruiz.

 

NB_IU1163-406x600

Ignacio Uriarte, «White rhombus», 2011, bolígrafo sobre papel. Fotografía de Roberto Ruiz.

 

El-avión-2-405x600

Leandro Erlich, «El avión», 2011, estructura de metal, pantalla HD y fibra de vidrio. Fotografía de Roberto Ruiz.

 

MarloDeAzambuja.caixaforum-600x448

Marlon de Azambuja, Gran Fachada. Caixa Forum, 2011. Rotulador permanente negro sobre fotografía a color. Cortesía del artista.

Stand.TheGoma-600x133

Stand de galería The Goma. Obras de Pablo Jansana, Till Gerard y Antonio Rovaldi. Cortesía: The Goma.

Stand.TheGoma.ObraJansanaderecha-407x600

Stand de galería The Goma. Obras de Pablo Jansana, Till Gerard y Antonio Rovaldi. Cortesía: The Goma.

Fuera de las actividades oficiales de Arco, pero ya con unos años de tradición, están los Open Studio de algunos de los artistas que viven en Madrid. Uno de los más antiguos que abre sus puertas es el de Carlos Garaicoa, quien invita a compartir en su espacio a otros artistas que le interesan o que son parte de su colección. Quisiera destacar de este año el trabajo de una joven artista española, Cristina Garrido, con su proyecto This is Art Now Vol.1 que consiste en realizar una búsqueda y recolección, en un proceso cercano a lo curatorial, de usuarios del software de 3D de Google SketchUp, que están creando y compartiendo objetos virtuales en la Warehouse del programa. Los objetos seleccionados han sido reinterpretados por Garrido como obras de arte, utilizando escenarios creados y/o encontrados en SketchUp como espacios expositivos y documentando las piezas con este software. Los autores de los textos críticos de este libro fueron provistos de imágenes del trabajo de cada artista y se les invitó a inventar un contexto para su trabajo. El libro resultante hace uso de la estética de los libros de arte de la editorial Taschen, llegando a confundirse con un libro más que formaría parte de la gran especulación que hacen las editoriales sobre lo que es arte hoy.

01b-600x401

Cristina Garrido, THIS IS ART NOW VOL.1. Instalación, tres prototipos de 20 x 25 x 1,5 cm y video (14´09″), madera. Cortesía de la artista.

 

Aunque recorrer una feria de arte siempre me deja esa sensación entre el placer y la culpabilidad, por los matices que el mismo mercado implica, más aún en tiempos en que la crisis económica muestra claros signos de una decadencia del sistema económico y también de un desmembramiento de la sociedad civil, es muy claro reconocer que la escena artística española de hoy dista mucho de la de hace algunos años, y me atrevería a decir que ha tenido un cambio sustancial durante la reciente crisis, un cambio para mejor. Arco ha reforzado sus estrategias, pero no sólo de ella depende la escena española. La principal institución del país, el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, se ha visto en la necesidad, producto de los recortes de presupuesto, de cambiar su modo de operar. Ha dado notables giros tanto en su colección como en la organización de exposiciones, ha creado programas educativos y está estableciendo marcadas alianzas con instituciones latinoamericanas. Asimismo, han aparecido nuevas galerías en Madrid, como por ejemplo las del distrito de la calle Doctor Fourquet, con propuestas frescas y atrevidas que dan un aire diferente al panorama expositivo de la ciudad. Todo esto contribuye a que Arco sea una feria más atractiva en cada edición y a que incluso después de cada semana de febrero en que ésta se celebra, Madrid siga siendo un centro activo de arte y cultura.

The following two tabs change content below.

Carolina Castro Jorquera

Nace en Chile, en 1982. Es curadora, y Doctora en Historia del Arte por la UAM, Madrid. Sus intereses están enmarcados por las relaciones que es capaz de establecer el arte con otras disciplinas como la ciencia y la filosofía, así como también con las diferentes dimensiones de la conciencia humana y su rol en la construcción de la historia y del presente.

Latest posts by Carolina Castro Jorquera (see all)